Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


^
Enviar Enviar a otra persona
Imprimir Imprimir

Margarina enriquecida

La margarina es un alimento graso y energético, que en ocasiones se enriquece en vitaminas y minerales, con la intención de mejorar sus propiedades.

Las margarinas son grasas semisólidas con aspecto similar a la mantequilla pero más untuosas. Se obtienen mediante procedimientos industriales a partir de grasas insaturadas de origen vegetal (margarina 100% vegetal) o bien a partir de grasas de origen animal y vegetal mezcladas (margarinas mixtas).

Las margarinas 100% vegetales se obtienen a partir de grasas con un elevado porcentaje de ácido linoleico (un ácido graso esencial para nuestro organismo), una parte del cual debe ser saturado con hidrógeno para que el alimento sea más estable, lo que hace que se originen "grasas hidrogenadas" y de "configuración trans", que en nuestro organismo se comportan como las grasas saturadas. A pesar de todo, la cantidad de grasa saturada en estas margarinas es inferior a la que aporta la mantequilla. La mantequilla contiene un 50% de ácidos grasos saturados, mientras que la margarina vegetal tiene un valor promedio de 26%. Además, la cantidad de grasas insaturadas (mayoritariamente, ácido linoleico) es notablemente mayor en la margarina que en la mantequilla y la margarina no contiene colesterol.

La margarina es buena fuente de vitaminas liposolubles A y E. Algunos fabricantes les añaden cantidades extras de vitaminas A, D y E. Otros añaden polvo de suero de leche o leche desnatada o sales cálcicas, con lo que aumenta el contenido de calcio.

En general, cabe decir que estas margarinas enriquecidas no son indispensables, ya que hay alimentos básicos y de consumo diario que son buena fuente de dichos nutrientes, por lo que con una dieta adecuada se cubren satisfactoriamente las necesidades, sin tener que recurrir a este tipo de productos enriquecidos.

Por la calidad de la grasa de la margarina, rica en ácidos grasos insaturados, se considera una grasa más adecuada para personas que padecen de hipercolesterolemia e hipertrigliceridemia que la mantequilla. Si bien, por su contenido calórico, deben consumirla con moderación aquellas personas que siguen regímenes para perder peso y quienes deben de llevar a cabo una dieta con restricción de grasas, al igual que lo que sucede con la mantequilla y otros alimentos grasos.

Los expertos advierten que uno de los problemas actuales en relación con algunos de los tipos de productos enriquecidos en determinados nutrientes, es que al encontrarse en una gran gama de alimentos pueden producir un sobreconsumo de los mismos, si se supera la ingesta recomendada por el fabricante que sería la adecuada para obtener el efecto beneficioso de su consumo.

LÁCTEOS
Leche digestiva o baja en lactosa
Leches enriquecidas en vitaminas y/o minerales
Leche desnatada con fibra soluble
Leche con jalea real
Leche modificada en grasa: Omega 3
Lácteos bajos en grasa
Alimentos probióticos: Yogur y leches fermentadas
Yogur con fitoesteroles

CEREALES
Cereales de desayuno fortificados
Los cereales integrales
Barritas energéticas

BEBIDAS
Zumos y bebidas enriquecidas
Bebidas estimulantes
Bebidas isotónicas

HUEVOS
Huevos DHA, ¿huevos sin colesterol?

CARNES Y DERIVADOS
Fiambres bajos en sal
Jamón cocido bajo en grasas
Derivados cárnicos funcionales

GRASAS
Margarina enriquecida
Margarina rica en fitoesteroles
¿Aceite de girasol rico en ácido oleico?

CONDIMENTOS
Sal yodada

BAJOS EN CALORIAS
Los alimentos bajos en calorías

Otros servicios


Buscar en