Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Seguridad alimentaria


Estás en la siguiente localización: Portada > Seguridad alimentaria > Ciencia y tecnología de los alimentos

Tipos de contenidos: Seguridad alimentaria

Feliz Navidad - Consumer 2018
^

Listeriosis, síntomas variables y mortalidad elevada

La presentación clínica de listeriosis, una enfermedad de transmisión alimentaria, suele ser aguda, según las conclusiones del Grupo de Estudio de Listeriosis de Barcelona. Un trabajo que adelantamos en Consumaseguridad y que ampliamos en esta segunda parte con algunas recomendaciones dietéticas preventivas que podrían reducir la incidencia de esta enfermedad.

Listeriosis, síntomas variables y mortalidad elevada

Los síntomas de esta enfermedad de transmisión alimentaria son variables: desde un cuadro leve, que simula una gripe, hasta una sepsis grave, sobre todo en edades extremas de la vida (recién nacidos y ancianos) y pacientes inmunodeprimidos.

Durante la gestación, la infección puede ocasionar abortos, partos prematuros o niños a térmico con graves secuelas, sobre todo neurológicas. La presentación clínica es aguda en la mayoría de casos, aunque hay pacientes que presentan los síntomas de forma subaguda, algunas formas de afectación del SNC -Sistema Nervioso Central.

La L. Monocytogenes muestra un especial tropismo por el sistema nervioso central, siendo la meningoencefalitis la forma de presentación más usual, el 24,5% en nuestra serie del estudio realizado en Barcelona. En la mayoría de series el porcentaje de afectación del SNC oscila entre el 60 y el 90% de los casos asociado o no a bacteriemia; el resto de casos se consideran sepsis primaria. En los últimos años hay un incremento en el número de casos de bacteriemias primarias sin afectación del sistema nervioso central, 60% de nuestra casuística. La meningitis por listeria constituye aproximadamente entre el 2,2 y el 5% del total de meningitis bacterianas. Otras formas clínicas de afectación del SNC, tales como la encefalitis aislada o el absceso cerebral, son de presentación mucho más infrecuente.

La clínica de la infección del SNC por listeria es similar a cualquier meningitis bacteriana: disminución del nivel de consciencia, fiebre, cefalea, vómitos y signos meníngeos. Algunos pacientes pueden presentar signos focales y/o convulsiones generalizadas. El líquido cefalorraquídeo es indistinguible del que corresponde a cualquier meningitis bacteriana y se caracteriza por un aumento de leucocitos con predominio de polimorfonucleares, aumento de proteínas y descenso de glucosa. En la tinción de Gram se pueden observar bacilos Gram positivos que el laboratorio puede identificar en primera instancia como difteroides o Corynebacterium.

Todos los pacientes con bacteriemia primaria por L. Monocytogenes presentan fiebre y escalofríos, siendo excepcional la evolución hacia el shock séptico. No son infrecuentes en esta forma clínica signos y síntomas tales como cefaleas, dolor abdominal, vómitos y diarreas (que indican que el microorganismo antes de pasar al torrente sanguíneo se encuentra en el tracto digestivo).L. Monocytogenes también puede ocasionar cuadros focales tales como peritonitis (6.2%), pleuritis, endocarditis, osteomielitis, hepatitis o artritis.

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 4]
  • Ir a la página siguiente: Síndromes clínicos »

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en