Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación > Aprender a comer bien

Tipos de contenidos: Alimentación

Navidad 2017
^

¿Cómo preparar un desayuno perfecto con verduras congeladas?

Además de los lácteos y las frutas, también se pueden incluir verduras en la primera ingesta del día para disfrutar de un desayuno saludable

  • Autor: Por ASEVEC
  • Fecha de publicación: 8 de diciembre de 2016
Imagen: belchonock

Comenzar el día con un desayuno saludable es fundamental para cuidarse y tener energía durante toda la jornada. Sin embargo, con el ritmo frenético del día a día es frecuente olvidarse de la importancia de dedicarle el tiempo necesario para prepararlo y, sobre todo, disfrutarlo. Incorporar las verduras en los desayunos aportará color, sabor y texturas a la mesa, además de mucha salud y variedad. En el siguiente artículo se dan algunas ideas para desayunar con más vegetales, incluidas las verduras.

Con un buen desayuno se obtiene un aporte importante de nutrientes, vitaminas, zinc, calcio o hierro, entre otros. Es fundamental intentar que el desayuno sea nutritivo y saludable. Por ello se recomienda que sea lo más equilibrado y variado posible, destacando sobre todo la ingesta de alimentos poco procesados y sanos, como frutas, verduras, cereales o tubérculos.

Dedicar unos minutos a un desayuno saludable supone aprovechar una gran cantidad de beneficios que afectan desde a la energía necesaria para afrontar todas las actividades del día hasta al estado nutricional y anímico. Una buena alimentación conlleva una mejora en el estado físico y de ánimo. Todo ello sin olvidar que es un hábito fundamental para la salud y el bienestar personal.

Como se ve por las recomendaciones, no solo las frutas o los cereales tienen cabida en la primera comida del día, sino que las verduras también pueden tener su lugar en el desayuno. Además de aportar variedad y colorido a la mesa, servirán para cumplir con el consejo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la importancia de consumir a diario cinco raciones de frutas y verduras a fin de ayudar a prevenir enfermedades cardiovasculares, obesidad, diabetes del adulto y algunos tipos de cáncer.

Desayuno de verduras, fácil, saludable y divertido

Si uno piensa en comer verduras, lo hace como plato para el almuerzo o la cena, pero también se pueden incorporar al desayuno. Al principio, puede resultar extraño tomar verduras por la mañana pero, como todo, es cuestión de acostumbrarse. Empezar la jornada con una buena ración de verduras puede suponer un hábito estupendo que permita repartir el consumo de vegetales a lo largo del día, logrando así ingerir las raciones recomendadas por la OMS.

Hay varias alternativas para introducir las verduras en la primera comida del día, pero como por la mañana es habitual ir con el tiempo justo, la propuesta es utilizar verduras congeladas, que aportan diversidad, rapidez y comodidad al realizar platos con verduras. En este sentido, las verduras congeladas son la opción perfecta para ahorrar horas en la cocina, sin tener que renunciar a la preparación de las recetas culinarias más sorprendentes y sabrosas. Además, son tan nutritivas o más que las frescas. Esta afirmación es sencilla de explicar: el producto fresco puede llevar almacenado semanas, mientras que el producto congelado es procesado justo después de su recogida. Además, al estar ya listas en el congelador, permiten consumir la cantidad deseada, ya que están limpias y cortadas, elementos clave para ganar tiempo por las mañanas a la vez que se disfruta de un buen plato de verduras.

  • Batidos, zumos o smoothies. Alimento de fácil consumo que se puede hacer a base de frutas y verduras. Son vistosos, sabrosos y sanos, puesto que ayudan a mejorar el organismo por dentro y por fuera. Los batidos realizados con verduras de hoja verde, como acelgas y espinacas, son ricos en vitaminas y minerales, fibra y antioxidantes.
  • Revuelto de verduras. Un plato que combina productos de origen animal con verduras es una estupenda forma de comenzar la mañana. Una opción rica en proteína, grasas saludables, vitaminas y minerales, fácil de cocinar y que gusta a todo el mundo.
  • Panqueque de verduras. Esta alternativa sana permitirá servir en la mesa una combinación de los nutrientes necesarios para encarar el día presentada de forma muy atractiva.
  • Tortilla de verduras. Otra manera para tomar huevo y verdura. Una tortilla siempre es garantía de éxito, y si encima es de verduras, ayuda a comenzar la jornada del modo más saludable.

Con el objetivo de concienciar a la sociedad sobre la necesidad de incorporar las verduras en la dieta diaria como hábito de vida saludable, la Asociación Española de Fabricantes de Vegetales Congelados (ASEVEC) cuenta con un espacio en Internet que permite conocer con profundidad y rigor el mundo de las verduras congeladas. En la página se puede ver el proceso de fabricación de las verduras congeladas, las zonas españolas donde se recogen las diferentes variedades, consejos de salud y hasta el mejor tratamiento y uso en la cocina para elaborar deliciosos platos.

Etiquetas:

desayuno, dieta, vegetales


RSS. Sigue informado


ASEVEC

Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto