Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación > Aprender a comer bien

Tipos de contenidos: Alimentación

Navidad 2014
Λ

¿Qué es la pancreatitis?

La inflamación del páncreas, el órgano implicado en la digestión de los alimentos, provoca una patología importante

  • Última actualización: 25 de noviembre de 2009
Imagen: tainara

El páncreas es una glándula con forma similar a la de un cono que se encuentra detrás del estómago. Participa en la digestión y absorción de los nutrientes ya que fabrica y libera enzimas digestivas en el intestino. También fabrica la hormona insulina, encargada de controlar el nivel de glucosa en la sangre. En un episodio de pancreatitis, las enzimas digestivas que produce el páncreas se activan de forma masiva y digieren el propio tejido del páncreas lo que causa su inflamación. Esta inflamación puede ser repentina (pancreatitis aguda) o progresiva (pancreatitis crónica).

¿Cuáles son sus causas?

El alcoholismo y la litiasis biliar (piedras en la vesícula biliar) son los factores que que están relacionados con más frecuencia en la aparición y desarrollo de pancreatitis.

Las piedras en la vesícula representan la causa más común de pancreatitis aguda. En este caso, la inflamación del páncreas tiene lugar porque alguno de los cálculos sale de la vesícula y viaja por el colédoco, el conducto biliar principal. En la parte final del colédoco se encuentra la ampolla de Vater. Si ésta se obstruye por la presencia de un cálculo, puede interrumpir el flujo del jugo pancrático, por lo que las enzimas que contiene este jugo se acumulan en el páncreas y comienzan a digerir sus propias células, es decir, tiene lugar una autodigestión del páncreas que provoca su inflamación.

La pancreatitis crónica es causada más comunmente por un consumo excesivo de alcohol, aunque éste es capaz de provocar tanto una pancreatitis crónica como aguda. El alcohol tiene un efecto tóxico directo sobre el páncreas. Provoca una acumulación de grasa en el interior de sus células y activa sus enzimas. Además, puede provocar la formación de tapones en el interior de los conductillos del páncreas, por lo que del mismo modo que en la litiasis biliar, el resultado es su inflamación.

Consecuencias de la pancreatitis

Por lo general, la pancreatitis aguda remite al cabo de unos días, aunque es posible que ocasione complicaciones más graves o incluso mortales como hemorragias digestivas, complicaciones renales o insuficiencia respiratoria entre otras. Entre las consecuencias de la pancreatitis crónica se encuentra la desnutrición progresiva de la persona que la sufre.

La diarrea y la pérdida de peso debida a una inadecuada digestión de los alimentos, son síntomas de esta enfermedad y pueden llevar al paciente a una situación de desnutrición. Además, la pancreatitis crónica afecta también a la producción de insulina, por lo que puede provocar una diabetes.

CONSEJO DIETÉTICO

Imagen: Meliha Gojak

Para disminuir la probabilidad de aparición de pancreatitis es importante evitar el consumo de bebidas alcohólicas, debido a la importante vinculación que el alcohol tiene con esta enfermedad. Además conviene llevar a cabo una alimentación rica en fibra, presente en frutas, verduras, hortalizas, legumbres y cereales integrales, y moderar el aporte de grasa. De este modo disminuye la posibilidad de que se forman cálculos en la vesícula biliar.

Una dieta sana, variada y equilibrada, junto con unos hábitos de vida saludables, supone el mejor modo de ayudar a nuestro organismo a evitar la aparición de diferentes enfermedades y de aportarle todos los nutrientes que necesita en cantidades suficientes para que se sienta sano y vital.




Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto