Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Bebé

Secciones dentro de este canal: Bebé


Estás en la siguiente localización: Portada > Bebé > Embarazo > Tercer trimestre

Tipos de contenidos: Bebé

^

¿En qué etapa te encuentras?

Embarazo: Síntomas

Carritos del bebé anticrisis: solo lo necesario

Para reducir el gasto en el cochecito del niño es fundamental diferenciar los accesorios más importantes y útiles de los menos necesarios

Imagen: tquiddle

El mercado de los productos para bebés y niños se especializa y diversifica cada vez más. Debido a esto, es necesario saber identificar cuáles son los accesorios necesarios en el cochecito del bebé, sobre todo cuando la crisis obliga a ajustar el desembolso de dinero. También conviene conocer los artículos que, aunque sin ser imprescindibles, sí son útiles en el carrito y los complementos sin los que se puede sobrevivir.

El de los cochecitos de bebés es un mundo aparte. Existe tal variedad de modelos, marcas y precios que, a menudo, es difícil saber cuál es el más apropiado. Por si fuera poco, a esa diversidad hay que agregar la de los accesorios para el vehículo infantil que también se ofrecen por decenas.

La crisis económica obliga a apretarse el cinturón y a no gastar más de lo necesario en el cochecito del bebé. La clave radica en saber cuáles son los accesorios indispensables; cuáles son útiles y se pueden comprar en caso de que se tenga la posibilidad; y cuáles son prescindibles, sin mayores inconvenientes.

1. Accesorios necesarios en el cochecito del bebé

Los complementos imprescindibles en el cochecito son los que protegen al bebé de las inclemencias climáticas

Los accesorios que no pueden faltar en un cochecito para el bebé son los relacionados con la protección del niño frente a las inclemencias climáticas. En particular, la sombrilla para el verano, el protector de lluvia y, también, los sacos de abrigo para cuando hace mucho frío.

  • Sombrilla: es imprescindible si se ha de salir con el pequeño en verano o con sol muy intenso. Si para una persona adulta es importante protegerse de la incidencia de los rayos solares, mucho más para un bebé, cuya piel es muy sensible.

    Hay sombrillas de varios tamaños y colores. La tonalidad es importante no solo por estética sino porque cuanto más oscura sea, mayor resultará la protección que brinde. Existen parasoles para el bebé con diferentes flexibilidades para adoptar posiciones y con diversos mecanismos de enganche al cochecito del niño. Los precios varían entre los 15 y 45 euros.

  • Protector de lluvia: también llamado burbuja, es la capa de plástico transparente que se coloca sobre el carrito del bebé para protegerle de la lluvia, el viento y el frío intenso. Se puede optar por una burbuja universal, que valga para cualquier cochecito, o buscar un protector diseñado de forma especial para el cochecito del niño en el que se desee instalar.

    En función de estas variantes y de la calidad del producto (el grosor del plástico, su resistencia, terminación, etc.), los precios rondan entre 15 y 70 euros.

  • Sacos: los también llamados cubrepiés son apropiados para cuando hay que salir con el bebé a la calle y hace mucho frío. Su forma es igual a la de los sacos de dormir para adultos. Consisten en una bolsa alargada cerrada por un extremo y con cierre en cremallera.

    Uno de los materiales más frecuentes para su elaboración es el polar, que abriga mucho sin abultar demasiado. Cuentan con un sistema que lo amarra al cochecito del niño. Los hay desde 30 euros hasta de 80 euros (y más), los más caros.

2. Artículos útiles en el cochecito del niño

Existen otros accesorios que, aunque no sean imprescindibles, sí resultan de mucha utilidad en los carritos de bebé.

  • Reductor visera: es un dispositivo que se adapta, en general, a cualquier cochecito y permite que, al abrir una cremallera, se despliegue una visera por encima del pequeño, que le protege de la luz del sol. Cuando el calor no es tan intenso, se puede usar este sistema y evitar la sombrilla. También permiten adaptar el cochecito al tamaño del bebé. Se consigue desde 15 euros.

  • Mosquitera: consiste en una cubierta para el cochecito del bebé, similar en cuanto a su forma al protector de lluvia, pero fabricado con una tela de malla, que permite el libre paso del aire. El objetivo es proteger al bebé de mosquitos y otros insectos.

    Lo importante en este caso es considerar su verdadera necesidad, ya que será mucho más útil si se ha de visitar un pueblo o zona rural, donde hay muchos insectos, que si el niño ha de quedarse en la ciudad. Se consigue desde cinco euros hasta por encima de los 30 euros. También hay sistemas que incluyen el reductor visera y la mosquitera en un mismo accesorio.

    Muchos cochecitos ya traen apoyabrazos y mosquiteras incorporados

  • Apoyabrazos: son accesorios de plástico que se colocan delante del bebé, como una especie de barandilla, para que apoye sus brazos. Es una forma de protección ante eventuales caídas (aunque el bebé suela ir, además, sujeto con el arnés), que logra que el pequeño se sienta más seguro. Los precios de los más baratos rondan los 20 euros; aunque suelen venir incorporados en muchos cochecitos del bebé.

3. Complementos del carrito sin los que se puede sobrevivir

Un tercer grupo lo componen los accesorios del cochecito del bebé que pueden resultar útiles si se cuenta con ellos, pero que no son indispensables, por lo que no deberían ocupar un lugar importante en la lista de accesorios.

  • Gancho giratorio: este pequeño gancho se coloca en el manillar del carrito del bebé, del que se pueden colgar bolsas, bolsos o cualquier otro objeto con asa.

  • Organizadores, cestilla inferior y alforjas: son elementos que permiten acondicionar el cochecito del niño para transportar otros objetos y que pueden venir incluidos con el carrito. Los organizadores de tela se cuelgan del manillar y cuentan con compartimentos que quedan al alcance de la mano de quien empuja.

    La cestilla, por su parte, se instala debajo del bebé, entre las cuatro patas del vehículo; mientras que las alforjas, según el modelo, se colocan en alguno de los costados del vehículo infantil.

  • Colchoneta: sirve para dar mayor comodidad al pequeño. Solo merece la pena si la superficie del cochecito es muy dura o incómoda.

  • Cojín de apoyo: consiste en un pequeño cojín con forma de U para que el bebé apoye su nuca y cuello. Es similar a las almohadas que los adultos usan para viajes largos en avión o autobús. Hay que tener cuidado porque no siempre resultan cómodos y quizás para el niño sea más una molestia que una ayuda.

  • Ruedas todoterreno: solo serán útiles si se hace alguna excursión a zonas pedregosas, de montaña, etc., o si hay que visitar un pueblo con calles empedradas. No hacen falta si el cochecito solo se usará en la ciudad.

  • Asa auxiliar para otro niño: un pequeño agarre que se coloca adosado al manillar y que permite que otro bebé (que ya ande solo) pueda ir sujeto al cochecito, acompañando a su hermanito.


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en