Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Bebé

Secciones dentro de este canal: Bebé


Estás en la siguiente localización: Portada > Bebé > Lactancia

Tipos de contenidos: Bebé

Pasaporte Saludable
^

¿En qué etapa te encuentras?

Embarazo: Síntomas

Comidas navideñas peligrosas durante la lactancia materna

Las mujeres que amamantan a sus bebés deben evitar, o al menos limitar, el consumo de bollería industrial, comidas precocinadas, alcohol, infusiones y tabaco

Imagen: hugabub

Las embarazadas deben tener cuidado con su dieta durante las fiestas navideñas. Pero no son las únicas. También quienes amamantan a sus bebés tienen que tomar precauciones, ya que muchos de los productos que se ingieren pasan a formar parte de la leche materna y, a través de ella, llegan al bebé. A continuación se dan pautas para una dieta saludable para las madres lactantes durante la Navidad y se citan algunos productos típicos de estas fechas que entrañan riesgos.

Dieta para madres lactantes en Navidad

Las grasas trans que la madre lactante consuma pasarán de forma casi directa a la leche y, a través de ella, al bebé

Al igual que las embarazadas, durante las navidades, las mujeres lactantes deben tomar algunas precauciones en relación a su alimentación. Sobre todo, han de tener cuidado con las comidas o sustancias que entrañan algún riesgo durante este periodo, ya que pueden llegar al bebé a través de la leche.

En general, "la dieta durante la lactancia debe ser equilibrada y nutritiva, acorde con las costumbres locales y el apetito de la mujer", apunta el Comité de Lactancia Materna de la Asociación Española de Pediatría.

Algunas de las claves de esa alimentación pasan por ingerir vitaminas y otros nutrientes, hidratarse bien, tener cuidado con los medicamentos, tratar de adelgazar poco a poco (la recomendación del Instituto Nacional de Excelencia en Cuidado y Salud es tomarse un año para volver al peso anterior al embarazo) y evitar los tóxicos.

Pero, ¿cuáles son las comidas navideñas que resultan tóxicas o desaconsejadas durante la lactancia? Se detallan a continuación.

1. Peligros para madres lactantes: precocinados y bollería

Muchas mesas navideñas incluyen comidas precocinadas (como pizzas, canelones, croquetas o empanadillas), comida rápida, aperitivos salados (como palomitas o patatas fritas), margarina, galletas y bollería industrial en general. Todos estos productos contienen ácidos grasos trans y están desaconsejados para las mujeres lactantes.

El motivo es que las grasas trans son las más perjudiciales para el organismo y pasan de forma casi directa a la leche que las mujeres producen.

Imagen: AnnaOmelchenko

Entre los riesgos de que los bebés consuman grasas trans a través de la leche materna se encuentran posibles problemas para absorber el azúcar, lo que redundaría en un mayor contenido de glucosa en la sangre y más probabilidades de padecer sobrepeso u obesidad.

2. Comidas peligrosas en Navidad: contaminantes

En ocasiones es complicado controlar la seguridad de lo que se come, sobre todo, cuando las encargadas de comprar los alimentos y preparar las comidas son otras personas, como muchas veces ocurre en navidades. Esto podría llevar a que una mujer lactante consumiera productos que incluyeran restos de contaminantes, en particular insecticidas y pesticidas, que son nocivos para la leche materna y para el bebé.

Algunos consejos para intentar reducir el impacto de estos productos son: procurar que las verduras y frutas que se han de comer estén bien lavadas, priorizar la ingesta de productos de estación, quitar la piel y la grasa de la carne y aumentar la variedad de las comidas.

3. Bebidas alcohólicas

Las bebidas alcohólicas también son muy comunes en las fiestas. No están contraindicadas de forma determinante durante la lactancia, sí durante el embarazo, pero los expertos recomiendan reducir o suprimir su consumo. El alcohol, además de poder cambiar el sabor y el olor de la leche materna, "bloquea la liberación de oxitocina y dificulta la salida de la leche", señala la Asociación Española de Pediatría.

"El bebé tiene escasa capacidad para oxidar el alcohol: el que recibe a través de la leche materna, aunque sea en muy pequeñas cantidades, puede tener un efecto negativo en su conducta, ritmo de sueño y desarrollo psicomotor", recuerdan estos expertos. Por lo tanto, si la mujer desea brindar con una copita de sidra o champán, el consejo es que luego deje pasar al menos tres horas antes de dar el pecho a su bebé.

4. Café e infusiones

El café es otro clásico de las fiestas navideñas. Puede presentarse como un buen recurso para evitar el sueño, que llega temprano cuando se cría un bebé, aumenta el cansancio, quizá no se ha dormido bien la noche anterior, etc. Sin embargo, los expertos también recomiendan a las madres que amamantan a sus bebés limitar la cafeína a no más de una taza diaria de café.

5. Tabaco

El consumo de tabaco no es algo típico de las fiestas sino, para algunas personas, de todo el año. Sin embargo, hay quienes fuman más en estas fechas debido al estrés y la ansiedad de los preparativos. La nicotina también puede cambiar el gusto y el olor de la leche y, en consecuencia, originar el rechazo del bebé.

Pero además, explican los expertos, otro efecto de la nicotina es que inhibe la liberación de prolactina y disminuye la producción de leche.

En el caso de que la madre no pueda evitar fumar, se recomienda hacerlo lo menos posible, consumir cigarrillos bajos en nicotina y dejar pasar por lo menos dos horas y media después de fumar antes de amamantar al bebé. Por supuesto, hay que evitar fumar (ella o cualquier otra persona) en la misma habitación en que se encuentre el pequeño.


RSS. Sigue informado



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto