Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía

Tipos de contenidos: Economía

^

La UE presenta un proyecto de directiva para endurecer las auditorías con el objetivo de evitar fraudes empresariales

Busca garantizar la independencia de las empresas auditoras y establecer responsabilidades en caso de fraude

  • Fecha de publicación: 17 de marzo de 2004

La Comisión Europea propuso ayer a los Estados miembros un endurecimiento de las condiciones en las que las empresas auditoras efectúan el control de las cuentas de las sociedades en la Unión Europea (UE), para evitar escándalos como el de Parmalat.

Asumiendo en parte unos, y desarrollando de manera ligeramente diferente otros aspectos clave de la legislación estadounidense de 2002 al respecto, el Ejecutivo comunitario presentó ayer a los Quince un proyecto de directiva que pretende garantizar la independencia de las empresas auditoras, establecer responsabilidades en caso de comportamientos fraudulentos, definir procedimientos y órdenes éticos, y configurar un marco administrativo público para cercenar el fraude empresarial y el restablecimiento de la confianza de los inversores.

"La confianza en las informaciones financieras y en los mercados ha sido destruida. Si no hacemos algo por restaurarla rápidamente, perderemos inversiones, empleo y crecimiento", aseguró ayer el comisario de Mercado Interior, Fiscalidad y Unión Aduanera, Frits Bolkestein, responsable de la iniciativa. El objeto primero de la nueva normativa, que la Comisión espera ver aprobada en el transcurso del presente ejercicio, es la empresa auditora en sí misma. "Ellas son nuestra primera línea de defensa contra los estafadores que alteran las cuentas", dijo Bolkestein.

En el nuevo marco legal, los auditores tendrán más definidas sus responsabilidades, la garantía de su independencia y las normas éticas que no podrán transgredir. Las labores de auditoría se llevarán a cabo de acuerdo con patrones comunes y en las empresas de interés público, bancos y aseguradoras; deberá constituirse un comité de auditoría independiente, compuesto por personal no ejecutivo de la sociedad auditada, que se responsabilizará de nombrar al auditor de cuentas, supervisar el proceso de información financiera y al propio auditor seleccionado, y verificar la eficacia del sistema interno de control.

Será exigible a los profesionales de la auditoría un conocimiento ajustado de la normativa vigente y a los Estados miembros poner a punto un sistema de investigación. Los países de la UE estarán también facultados para reclamar la rotación del auditor principal.




Otros servicios


Buscar en