Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Finanzas

Tipos de contenidos: Economía

^

Invertir en mercados emergentes

Tomar posiciones en las bolsas china, india o rusa es una oportunidad de rentabilizar los ahorros, aunque registran una elevada volatilidad

Imagen: Niyantha Shekar

Las bolsas de medio mundo andan "revolucionadas", y son muchos los pequeños y medianos inversores que huyen de la toma de posiciones en los parqués europeos y norteamericano. Como alternativa, han puesto sus ojos en los nuevos mercados emergentes: Rusia, China, India, Brasil... Aunque en un momento de crisis bursátil como el actual invertir es un riesgo (ya que todos los índices internacionales, sin excepción, están cayendo), de cara a los próximos ejercicios puede ser una opción interesante, más aún si se agota la rentabilidad de los principales índices bursátiles de los países industrializados. Tomar posiciones en mercados emergentes puede ser, pues, una buena oportunidad de sacar rentabilidad a los ahorros, pero también hay que tener en cuenta que se trata de bolsas con un alto grado de volatilidad, y que las comisiones y tarifas que se cobran por invertir son muy elevadas.

Un mercado selectivo

Las bolsas emergentes han sido los mercados estrella de los últimos años. Invertir en la renta variable de Brasil, México, China, India, Rusia o el conjunto de países del Sudeste Asiático y de Europa del Este ha supuesto la obtención de cuantiosas ganancias, en algunos casos de casi el cien por cien anual. Pero estos mercados tienen también serios riesgos, más altos que los de los mercados tradicionales debido a que la volatilidad en los emergentes es más elevada. ¿Qué quiere decir esto? Sencillamente, que la posibilidad de grandes revalorizaciones es mayor, pero perder parte de los ahorros también lo es. Por ello, la compra de valores en estas bolsas está dirigida a un perfil de cliente bien definido: con alta liquidez, agresivo y que posea un gran conocimiento de los mercados bursátiles. En cualquier caso, es recomendable ponerse en manos de un asesor, quien se encargará de detectar las posibilidades de canalizar las inversiones a través de este tipo de mercados.

El inversor español tiene la costumbre de comprar valores de compañías que mantienen acciones en empresas conocidas en España: BBVA, Iberdrola, Telecinco, Telefónica, Unión Fenosa, Ferrovial... Y un pequeño porcentaje invierte, desde siempre, fuera de su territorio natural; una tendencia que se ha incrementado en los últimos años debido a la disponibilidad de las entidades financieras de ofrecer a sus clientes la posibilidad de obtener fuera mayores rentabilidades, una vez agotadas las de los índices nacionales o de los principales mercados internacionales.

La toma de posiciones en estos mercados es idónea para clientes con alta liquidez, agresivos y con gran conocimiento bursátil

La mayor parte de los bancos y cajas de ahorro que operan en España, sin embargo, no ofrece la posibilidad de acudir a los mercados emergentes. Aunque proporcionan la entrada en mercados menos tradicionales como los escandinavos o el japonés, para invertir en las bolsas más desconocidas es preciso acudir a la banca privada o a ciertos "brokers" que operan regularmente con estos índices. Se trata, pues, de un servicio selectivo que no está alcance de todos los ahorradores. A esto contribuye también el hecho de que las tarifas y comisiones, por término medio, pueden ser el doble de lo que supone tomar posiciones en las bolsas europeas o norteamericanas, por ejemplo, oscilan entre 40 y 60 euros por operación, o bien el 0,60% sobre el capital invertido.

Las inversiones en mercados emergentes no se pueden canalizar tampoco a través de Internet, sino que se deben seguir las pautas tradicionales. Además, el seguimiento de las cotizaciones de los valores en que se ha invertido no es sencillo, ya que su presencia en los medios de comunicación es muy escasa, o nula en algunos casos.

Inversión a través de fondos

Algunas gestoras, aunque todavía muy pocas, han lanzado fondos de renta variable que invierten en acciones de los mercados de Brasil, Rusia, India y China. Se basan en la construcción de una cartera de inversiones de acciones de empresas de alta capitalización de estos países y tienen como principal objetivo obtener una rentabilidad fundamentada en la posibilidad de crecimiento de las compañías ubicadas en esas áreas geográficas.

Son inversiones destinadas para un perfil de riesgo alto y con un horizonte de inversión a medio y largo plazo, entre dos y cinco años. El mínimo de suscripción no es demasiado alto, ya que oscila entre 1.000 y 10.000 dólares, por lo que puede ser un producto apto para las economías domésticas. Tiene el inconveniente, sin embargo, de que en algunos casos los fondos deben suscribirse en dólares y no en euros.

LOS PROS Y CONTRAS

Ventajas:

  • Son mercados cuya rentabilidad no está aún agotada y tienen, con toda probabilidad, un gran recorrido alcista.
  • Representan a las principales economías emergentes del mundo: Rusia, China, India...
  • Son mercados con un alto porcentaje de revalorización.

Inconvenientes:

  • Cobran comisiones y tarifas más altas que en los mercados tradicionales.
  • El aún escaso conocimiento de estos mercados y de sus títulos imposibilita su seguimiento a través de los medios de comunicación.
  • Algunas compañías que cotizan en estos mercados tienen una alta volatilidad.
  • Son mercados idóneos para un tipo de inversor agresivo y que cuente con un alto grado de liquidez.
  • Se suele necesitar asesoramiento por parte de intermediarios financieros.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto