Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Finanzas

Tipos de contenidos: Economía

^

Depósitos solidarios, cuando tu dinero apoya una causa social

El rendimiento de los ahorros no es el principal incentivo para contratar un depósito solidario, con causa social o medioambiental, sino su contribución a diferentes proyectos sociales

Imagen: Aaron Patterson

Si se desea contribuir a un mundo más justo, los depósitos solidarios son una herramienta para conseguirlo. Aunque no ofrecen un rendimiento especial en forma de dinero en el bolsillo, sí sirven para que la inversión realizada defienda causas sociales y de protección del planetaa. A continuación se detalla la información para saber de qué manera funcionan los depósitos solidarios, cómo son y cuáles son los más interesantes.

Solidaridad con ahorro

Los depósito solidarios apoyan con su rendimiento causas sociales y medioambientales. No en vano, es el carácter ético de los depósitos solidarios lo que los diferencia de otras imposiciones a plazo. Pero no generan mucho rendimiento en el bolsillo. Es más, continúan la tendencia a la baja, como consecuencia de la decisión del Banco Central Europeo de abaratar el precio del dinero, lo que se refleja en una bajada de los rendimientos de todos los productos destinados al ahorro.

Los depósitos solidarios generan una rentabilidad que oscila entre el 0,25% y 0,40%, en función de cada modelo de ahorro y de los plazos elegidos. Pero su finalidad está clara: rentabilizar los ahorros (aunque sea menos), mientras que se ayuda a la puesta en marcha o mantenimiento de diferentes proyectos sociales.

Estos depósitos pueden suscribirse desde aportaciones muy asequibles, con importes desde 100 euros. Otra de sus principales características, para compensar su débil remuneración, es que están abiertos a una anticipación en el cobro de los intereses (mensual, trimestral, semestral o anual), a lo que se une una mayor flexibilidad para seleccionar los plazos de permanencia.

Depósitos solidarios para donar a causas sociales

El sector bancario genera la oportunidad para que los clientes puedan cumplir con sus deseos de ayudar a las personas más desfavorecidas de la sociedad. Lo hace con pocas propuestas, pero a la vez bien delimitadas y que acatan esta singular forma de ahorro, y lo más importante, con planteamientos abiertos a los deseos de los impositores.

Kutxbank incluye en su oferta el Depósito Solidario. Es un contrato donde el titular determina el porcentaje de los intereses del depósito que dona a proyectos de carácter social. Para ello, da muchas alternativas del 10% al 100% de los beneficios. Es posible desde un importe mínimo de 100 euros y permite incluso seleccionar los plazos, desde solo un mes a otros periodos más exigentes (tres años).

La Caixa ha previsto otro diseño similar para que los clientes sean consecuentes con sus valores más profundos. Se trata de los Depósitos Solidarios para colaborar en uno de los proyectos de la ONG que elijan. Con esta imposición a plazo, podrá donarse desde un 25% hasta un 100% de la rentabilidad generada a la causa que consideren oportuna los usuarios bancarios que opten por este modelo de ahorro. Requiere de un importe mínimo de 1.000 euros y con un plazo de permanencia de un año.

Los Depósitos Triodos, por otra parte, ofrecen una rentabilidad de hasta el 0,30% para que los clientes puedan guardar sus ahorros con total flexibilidad. Desde 12 meses a 2 años y desde 3.000 euros, pueden eligir el plazo y el importe que más se adecue a sus necesidades. Sirve, en todo caso, para contribuir con los ahorros depositados a un futuro más sostenible.

Ventajas que reportan

El rendimiento de estos depósitos no es la mejor vía para elegirlos. Será a través de otras características por completo diferentes y que, en muchas de las ocasiones, no tendrá relación directa con el valor monetario de los productos bancarios, sino, por el contrario, con la forma de pensar y vivir de los propios usuarios.

  • Es una fuente de ayuda a personas desfavorecidas o proyectos sociales de cualquier ámbito, que puede realizarse desde este modelo de ahorro.
  • Están basados en una estrategia definida como ahorro responsable, con las mismas o similares prestaciones que ofrecen otra clase de imposiciones.
  • La donación es deducible fiscalmente, según la ley 49/2002 de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo
  • Puede elegirse la cuantía de la donación, desde cualquier cantidad, entre el 10% y el 100% de los intereses netos al proyecto de la ONG que hayan seleccionado al efectuar la imposición.
  • En cada imposición podrá elegirse un porcentaje distinto a donar o un diferente proyecto u ONG.
  • Los intereses generados por este depósito se consideran rendimientos del capital mobiliario y están sujetos a retención fiscal, según la normativa fiscal vigente.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en