Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Servicios y hogar

Tipos de contenidos: Economía

^

6 ideas geniales para ahorrar con el seguro médico

Los seguros médicos resultan más económicos si se contratan en algunas fechas y ofrecen cobertura para toda la familia

  • Autor: Por B. ÁLVAREZ
  • Fecha de publicación: 22 de febrero de 2017
Imagen: sheldonl

¿Contratar un seguro médico privado y ahorrar? Hay varios modos de conseguirlo: se puede escoger una póliza básica sin cobertura hospitalaria y aprovechar bien los comparadores online de seguros antes de decirse por uno. En este artículo se dan seis ideas geniales para pagar menos por el seguro médico, así como la importancia de estudiar en detalle el cuadro médico de la póliza, sus coberturas y servicios.

España tiene un buen sistema de salud pública, pero a menudo es lento. Además, con la crisis ha habido recortes en este ámbito, por lo que los seguros médicos son una buena opción para disfrutar de una asistencia sanitaria personalizada y rápida. Los españoles parecen valorarlo así, porque el número de los que cuentan con uno de ellos supera los 14 millones y en 2016 las aseguradoras facturaron 7.734 millones de euros por este tipo de pólizas, según datos de la empresa de marketing Inese.

Aunque sus precios han bajado y en algunos casos se puede pagar una cuota que ronda los 50 euros al mes, hay algunos trucos para gastar menos en el seguro médico.

1. Seguros médicos: analizar las condiciones y ahorrar mucho dinero

Antes de contratar un producto, hay que saber qué se está comprando. Es sentido común, pero no siempre se aplica ¡y sería muy útil para ahorrar! En el caso del seguro de salud, se puede evitar gastar muchos euros, si se analizan bien las coberturas y los servicios que ofrece la póliza que se quiere contratar y los límites que tiene. Es muy importante, porque a veces no cubren servicios como terapia psicológica (aunque sí la primera consulta) o determinadas pruebas que después resultan muy costosas.

Para no gastar de más, hay que cerciorarse de si se podrá escoger facultativo u hospital o si las pruebas deben hacerse en clínicas concretas y con un cuadro médico cerrado. Además, conviene fijarse bien en la política de cancelación: qué supondrá darse de baja y con cuánta antelación se debe avisar.

2. ¿Pagar menos por el seguro médico? Escoja la fecha

Hay algunos momentos del año en que se puede contratar un seguro pagando menos y, por lo tanto, ahorrando bastantes euros al mes. ¿Cuáles son? No hay fechas fijas, aunque a principios de año casi todas las aseguradoras hacen ofertas. A lo largo del año, casi todas las compañías continúan realizando ofertas, que duran pocas semanas. Se dan a conocer en todo tipo de plataformas (televisión, mensajes al móvil, llamadas telefónicas) y pueden suponer un gran ahorro para el asegurado.

Si se quiere aprovechar y contratar la póliza en condiciones ventajosas, hay que estar atentos a estos descuentos que se ofrecen a los nuevos clientes. A veces, también las hay para quienes llevan tiempo, para que así puedan ampliar coberturas como seguro dental, nuevas pruebas diagnósticas, sesiones de fisioterapia, etc.

Imagen: Unsplash

3. Contratar el seguro médico para toda la familia

En el caso de las familias, el mejor modo de ahorro con la póliza médica es contratar un seguro de salud familiar. Todas las compañías tienen ya ofertas de este tipo, que permiten gastar menos y cubren la atención sanitaria de todos los miembros de la casa. Estas pólizas incluyen toda clase de especialistas, sin que falten los más utilizados por las familias, como pediatras, médicos de urgencias, traumatólogos, alergólogos o ginecólogos. Pero los seguros familiares también posibilitan la realización de pruebas diagnósticas o asistencia dental.

4. Seguros médicos más económicos: asistencia básica

Los seguros médicos básicos son muy útiles y económicos, además de que ofrecen una completa asistencia sanitaria extrahospitalaria. Quienes suscriben estas pólizas ahorran tiempo, pueden escoger horario y facultativo y pagan primas muy baratas que rondan los 20 euros al mes de media. Con estos seguros básicos se disfruta de la comodidad y atención personalizada de la sanidad privada, pero para casos de hospitalización se recurre a la sanidad pública. Quienes los contratan pueden acceder a todas las prestaciones ambulatorias como consultas de medicina general, con especialistas, urgencias, análisis, radiografías, endoscopias o sesiones de rehabilitación.

Imagen: rgerber

5. Utilice los comparadores de seguros, ¡sirven para ahorrar!

Para poder comparar los distintos seguros médicos es muy útil recurrir a los comparadores online como Rastreator, Acierto o Presupuestos. Además de ahorrar dinero al encontrar el que más convenga tras mirar el comparador, usarlos sirve para ahorrar tiempo, pues ya no es necesario pasar horas consultando las páginas webs de cada aseguradora. En los comparadores, además, las tarifas aparecen siempre actualizadas.

6. Seguros médicos: aproveche sus ventajas fiscales

Esta medida de ahorro con la póliza médica es válida para los trabajadores autónomos. Los profesionales por cuenta propia pueden deducirse en el IRPF el gasto en seguro médico privado. Además, se puede incluir en la deducción la cuota que paguen por su cónyuge y por sus hijos, siempre que sean menores de 25 años. Eso sí, hay límites: el importe que se puede deducir es de 500 euros por persona (se amplía hasta 1.500 en el caso de personas con discapacidad).

También los empresarios pueden ahorrar dinero con una póliza médica. Se pueden deducir el 100% del gasto que abonen a sus empleados por este concepto (gasto social en la declaración del impuesto de sociedades).


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en