Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Sociedad y consumo

Tipos de contenidos: Economía

^

Rebajas: aspectos que se deben tener en cuenta

Además de ajustarse a un presupuesto previo, hay que conocer la política de cambios y devolución del establecimiento y guardar siempre el ticket de compra

Imagen: rbtraveller

Las rebajas son una oportunidad excelente para adquirir artículos buenos a precios bajos, pero hay que tener en cuenta una serie de aspectos para que "lo barato no salga caro". Además de ajustarse a un presupuesto y comprar productos y artículos que de verdad se necesiten, hay que considerar otros factores como conocer la política de devolución de los establecimientos o guardar siempre la publicidad y los tickets de compra.

Cómo comprar en rebajas

Siempre hay que sellar, cuanto antes, la garantía de los artículos que se adquieren

Si bien numerosos establecimientos de toda la geografía española llevan semanas con ofertas, descuentos y artículos que se venden a precios bajos, hoy las rebajas dan comienzo de manera oficial en casi todo el país. Durante las próximas semanas, quien más y quien menos se acercará a las tiendas para adquirir ese producto que necesita o desea. Por ello, para aprovechar esta oportunidad al máximo, conviene tener en cuenta una serie de aspectos:

  • Hay que ajustarse a un presupuesto: para aprovechar de la mejor manera las rebajas, sin gastar en exceso ni adquirir artículos que después apenas se utilizan, conviene hacer una lista exhaustiva con todo lo necesario, fijarse un presupuesto y no sobrepasarlo.

  • Si se tiene elegido algún artículo en concreto, conviene ir enseguida porque las tallas más comunes se agotan con rapidez. Aunque esta premisa es válida, sobre todo, para zapatos y ropa, también hay otros artículos que están de moda o que tienen mucha demanda y se pueden agotar si no se compran en los primeros días de rebajas.

  • Hay que tener precaución con artículos antiguos o descatalogados: antes de comprar un artículo que pueda necesitar recambios o repuestos, hay que cerciorarse de que se fabrica todavía, porque puede haber problemas después para encontrar las piezas de repuesto si alguna falla.

  • Revisar las etiquetas: además de figurar con claridad los dos precios (el anterior y el rebajado) en la etiqueta, las instrucciones de uso tienen que estar detalladas y en español o en el resto de lenguas oficiales.

  • Sellar la garantía: siempre hay que sellar la garantía del artículo que se adquiere. El plazo de garantía para los bienes de carácter duradero es de dos años, aunque a veces los vendedores ofrecen una garantía añadida a sus clientes (casi siempre, si se paga un extra por ampliarla).

  • Política de cambio y devoluciones: si un producto no tiene defectos de fábrica, quien lo vende carece de la obligación de cambiarlo o devolver el dinero al cliente. Si el establecimiento acepta devoluciones y cambios, hay que informarse de los plazos en que pueden hacerse y de cómo se efectúan. Hay que saber si se cambia un producto por otro, se devuelve el dinero o se dan vales de compra.

  • Cómo pagar en rebajas: si la tienda permite que se pague con tarjetas de crédito o débito, tiene que aceptarlas también durante el período de rebajas. Si se tiene fijado un importe mínimo a partir del cual se admite el pago con tarjeta, tiene que estar anunciado en un cartel que esté en un lugar visible.

  • Reclamaciones: gran parte de los establecimientos están adheridos al sistema arbitral de consumo, un sistema extrajudicial y voluntario para resolver conflictos, que permite al cliente reclamar sus derechos. Si la tienda no está adherida al arbitraje, la reclamación puede presentarse en una asociación de consumidores o en los Servicios de Consumo autonómicos o locales.

  • Tickets y demás documentación: hay que guardar siempre los tickets, las etiquetas y las garantías. No solo se necesitan para devolver o cambiar un producto, sino en caso de querer reclamar. Además, aunque hay personas que lo desconocen, hay que tener en cuenta que la publicidad es un contrato y que se puede exigir que se cumpla lo que se anuncia en ella.


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto