Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Trabajo

Tipos de contenidos: Economía

^

Blindar un contrato laboral, ¿privilegio o realidad?

Es una práctica habitual en los contratos de alta dirección, pero ocasional en los de tipo ordinario

  • Autor: Por ROSA CUEVAS
  • Fecha de publicación: 24 de febrero de 2010
Imagen: Afonso Lima

Cláusulas de blindaje o contrato blindado. Son conceptos que, en general, se asocian a las altas esferas empresariales, e incluso, recuerdan al mercado galáctico de las estrellas del fútbol. Un contrato se blinda cuando, en caso de despido, implica ciertas garantías y compensaciones económicas para el trabajador. En estos momentos, la coyuntura económica lo ha relegado a un segundo plano, pero es válido y no es un recurso exclusivo de ejecutivos y altos cargos de empresas y multinacionales. Ciertas circunstancias especiales favorecen que el resto de los trabajadores negocien también un contrato de estas características. En otras, ni siquiera es necesario que empresa y trabajador se sienten para pactar las cláusulas. La razón se halla en la normativa laboral española: dispensa a algunos trabajadores una protección especial que les blinda ante despidos y posibles represalias de la compañía.

Por qué para altos directivos

En España, los contratos blindados se convirtieron en una realidad cuando en 1985 se aprobó el Decreto General de Alta Dirección. Por esta norma se rigen las relaciones laborales entre la empresa y los puestos que pertenecen a este rango, mientras que los contratos de trabajo ordinarios lo hacen, entre otros, a través del Estatuto de los Trabajadores.

En los contratos de alta dirección, de acuerdo a este decreto, el empresario tiene derecho a romper la relación sin causa que justifique la extinción contractual. Basta con que la compañía alegue una mera pérdida de confianza para llevarlo a cabo. En ese caso, el empresario está obligado a comunicar la decisión por escrito y a cumplir unas fechas de preaviso, que oscilan entre tres y seis meses. Cuando esto ocurre, el Decreto establece una indemnización mínima equivalente a siete días de salario en metálico por año trabajado. También fija que esa cantidad no exceda en ningún caso el límite máximo de seis mensualidades.

En los contratos de alta dirección, el empresario tiene derecho a extinguirlo sin causa que lo justifique

En el caso de que la compañía no cumpla el tiempo de preaviso o lo haga de forma parcial, el alto directivo tiene derecho a una indemnización diferente. La cantidad equivale a los salarios correspondientes a la duración del periodo de preaviso incumplido. Ahora bien, se establece al mismo tiempo que las dos partes, empresa y alto directivo, pueden pactar en la negociación, previa a la contratación, condiciones de cualquier tipo. Por ello, en los contratos de trabajo de los altos directivos se recogen las "cláusulas de blindaje" para los casos de extinción contractual por voluntad unilateral del empresario.

Las concesiones que de forma tradicional han recogido estos contratos son amplias y diversas. Entre las más habituales, figuran seguros de vida y médicos, planes de pensiones, alquiler de vivienda, entrega de vehículo, pago del colegio de los hijos... En algunos casos, los contratos de esta naturaleza también suponen la participación del ejecutivo en los beneficios de la compañía o la entrega de paquetes con opciones sobre acciones de la empresa. Pero de todas ellas, la cláusula estrella de los contratos blindados laborales se refiere a la indemnización que se abona en caso de despido. Según las circunstancias y la capacidad negociadora, la cifra varía. En ocasiones, será similar al montante que el directivo dejaría de percibir. En otras, puede estar por encima o por debajo de esa suma.

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 2]
  • Ir a la página siguiente: Protección legal »

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto