Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Alimentación

Tipos de contenidos: Mascotas

Feliz Navidad - Consumer 2018
^
Tu canal de Mascotas

Los 8 premios más refrescantes para tu mascota

Los helados para perros y gatos, con zumos, verduras y frutas congeladas, hacen que el verano sea más divertido para ellos

Imagen: pexels

Si su mascota lleva una alimentación saludable y equilibrada, repartida en tres raciones diarias, o mejor cinco -sobre todo en el caso de los mininos-, no tendrá hambre entre horas. Pero, ¿quién no disfruta de un aperitivo de vez en cuando? Los siguientes helados perrunos y gatunos, con zumos, verduras y frutas congeladas, son seguros para que los comparta con su amigo de cuatro patas. Además, proporcionan hidratación extra, algo muy importante en verano. Pero antes de conocerlos, una única precaución: para no descalabrar su dieta saludable, asegúrese de que los aperitivos no supongan más del 10 % del total de calorías diario de su mascota.

Manzanas para dos aperitivos muy perrunos

El plátano es un premio bajo en calorías que muchos perros -y algunos gatos- disfrutan al natural, pero que también puede transformarse en un helado, solo o con piña

La manzana es una de las frutas que el perro sí come. Pero también constituye un aperitivo saludable rico en fibra y vitaminas A y C. "Una manzana ofrecida de forma ocasional es un gran aperitivo para dar su mascota", dice el veterinario Fausto Andrés. Eso sí, córtela en trozos pequeños que no tenga que masticar y asegúrese de que está limpia de semillas, ya que son indigestas y hasta tóxicas, si su mascota las come de forma regular (el estómago transforma parte del ácido en cianuro).

Aunque si quiere sorprender de verdad a su amigo de cuatro patas, apunte esta receta para hacer cubos helados de manzana. Solo necesita unas manzanas -peladas y limpias de semillas-, una pizca de canela y una cubitera o, mejor aún, un recipiente de hacer helados (en este caso olvídese del hueso).

Recuerde pelar y dejar las manzanas libres de semillas y córtelas en trozos aptos para pasar por la licuadora. Conserve todo el zumo y la pulpa y mezcle todo bien. En este paso, puede añadir un poco de agua hasta lograr la consistencia que busca. Aliñe la mezcla con una pizca de canela para hacer este postre perruno más divertido. Vuelque la mezcla en la cubitera o moldes helados y guárdela en el congelador hasta que estén listos. ¡Ya tiene un aperitivo fresco y rico para su amigo!

Imagen: Pixabay

Plátanos, frescos o helados

El plátano consistuye un postre bajo en calorías que muchos canes -y algunos gatos- disfrutan al natural. Pruebe a cortar esta fruta en pedazos que su amigo pueda tragar sin masticar. Y es una buena noticia, porque el plátano es rico es potasio, vitaminas, fibra y cobre, unos nutrientes que ayudan a mantener el corazón de su mascota en forma. También contribuye a conseguir energía de calidad durante los calurosos días de verano y favorece su digestión. Pero recuerde que el plátano tiene bastantes azúcares, así que lo mejor es ofrecerlo con moderación.

La segunda opción es transformar el plátano en un aperitivo helado para su mascota. Para ello, mezcle en la licuadora trozos de plátano entero, con una decena de trozos de piña, un puñado de berza y una cucharada de aceite de girasol. Si necesita añadir agua, hágalo. Después, vierta la mezcla en la cubitera o moldes de helado antes de introducirla en el congelador. Espere unas horas y ¡a disfrutar!

Pavo y calabaza para gatitos ronroneantes: 2 recetas

Es un secreto peludo a voces: los gatos son más especiales para comer. Y esto explica que su minino retuerza sus bigotes con un aperitivo de fruta, sobre todo si no está acostumbrado desde cachorro. Pero que no cunda el pánico. Para ellos (apto también para perros) está el helado de calabaza con pavo. Solo necesita cocer una pechuga de pavo con un poco de zanahoria. En el siguiente vídeo tiene la receta completa.

Para hacer la segunda versión, aún más veraniega y refrescante, cuando esté frío, corte el pavo limpio (sin huesos) y la calabaza en trozos y, luego, meta la mezcla en un robot de cocina justo con el agua de cocción. El resultado será algo parecido a una masa líquida, que puede volcar en la cubitera o moldes pequeños de helado y meter en el congelador. ¡Listo vuestro aperitivo refrescante, amigos mininos!

Zanahorias, solas o en cubitos

¿Así que no lava los dientes a su perro cada día? Pues aquí tiene un aliado natural para mantener limpia la dentadura de su amigo más peludo: la zanahoria. La textura crujiente de este vegetal que los perros sí comen ayuda a eliminar parte de los restos de comida que hayan podido quedar entre los dientes o las encías. Pero es que, además, las zanahorias son ricas en fibra, beta carotenos y vitamina A, y bajas en calorías. Lo que las convierte en un premio doblemente bueno para su mascota.

La primera opción supone cortarlas en trocitos, crudas. La segunda es un poco -muy poco- más elaborada, pero también más refrescante: hacer helados de zanahoria con arándanos.

Meta los trozos de zanahoria en la licuadora y añada dos arándanos para hacer este premio más sabroso. Las propiedades saludables se multiplican: los arándanos son antioxidantes no solo para las personas, también para las mascotas. Puede incluir agua para mejorar la consistencia antes de meterlo en la cubitera o los moldes de helado. ¡Qué rico!


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en