Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Convivencia y psicología > Convivencia

Tipos de contenidos: Mascotas

^
Tu canal de Mascotas

Trabajo de perros: los beneficios de compartir oficina con tu mascota

La mitad de los españoles con mascota quiere trabajar en su compañía, una idea apoyada por varios estudios que sostienen que una oficina con perros y gatos es más productiva y relajada

Imagen: Pixabay

Casi la mitad de los europeos comparte su vida con un perro o gato, según los datos de la Federación Europea de Productores de Alimentos para Mascotas. Los animales nos hacen felices y cuidan de nuestra salud. Pero, además, los canes y felinos pueden hacer que la jornada laboral sea más llevadera y menos estresante e incluso mejorar la productividad en el puesto de trabajo, como comentan varios expertos y exponen diversos estudios a continuación.

Los trabajadores que están cerca de perros y gatos durante su jornada laboral sufren menos estrés, concluye una investigación

Vivimos con canes y felinos, porque les queremos y nos gusta pasar tiempo con ellos. También en la oficina. La mitad de los españoles que viven con una mascota afirma que querría trabajar en su compañía, según una investigación de realizada por Ceva Santé Animale, una empresa farmacéutica veterinaria. Pero los afortunados españoles que pueden compartir su vida laboral con su amigo de cuatro patas son pocos: solo el 10 % de los empleados tienen permitido hacerlo, según se recoge en este informe.

Sin embargo, distintas investigaciones han estudiado las ventajas de compartir oficina y vida laboral con perros y gatos. Y dan la razón a quienes quieren ir a la oficina con su mascota o quedarse en casa para teletrabajar y estar más tiempo con ella.

Trabajar cerca de perros y gatos nos desestresa y pone de buen humor

Un estudio realizado por la Universidad de Virginia Commonwealth (EE.UU.) concluyó que los trabajadores que están cerca de canes y felinos durante su jornada laboral sufren menos estrés. Estos científicos midieron la concentración de hormonas del estrés en tres grupos de empleados, en función de si vivían con una mascota o no y de si disponían de la posibilidad de trabajar cerca de ella. Resultado: el estrés era notablemente menor en quienes convivían con un animal y podían desempeñar sus tareas laborales cerca de él.

Tiene sentido, porque, además de reducir la ansiedad, llevar al perro a la oficina también fomenta una mejor relación entre compañeros de trabajo. De hecho, "el can impulsa la creación de conversaciones y facilita la comunicación entre personas", señala la veterinaria y etóloga Gabriella Tami, de la Fundación Affinity.

A esta misma conclusión llega una extensa encuesta realizada por la Asociación Americana de Fabricantes de Productos para Mascotas (APPA). El sondeo revela que los trabajadores de oficinas donde gatos y perros son bienvenidos afirman disfrutar de ambientes más creativos y productivos, y hasta reconocen estar dispuestos a pasar más horas trabajando.

Para la etóloga canina Teresa Marías, las ventajas de pasar la jornada laboral en compañía de estos animales son muchas. "Todos los estudios reflejan que estar al lado de una mascota reduce el estrés y que acariciar a un animal reduce el ritmo respiratorio y cardiaco de las personas", apunta. En definitiva, quienes gozan de la compañía de sus amigos de cuatro patas en la oficina están más contentos y trabajan más felices.

Imagen: belchonock

Oficinas peludas

Algunas empresas, como Google y Amazon, ya se han dado cuenta de las ventajas de compartir oficina con perros y gatos, por lo que permiten a sus empleados trabajar con su mascota. En 2015, la oficina de Nestlé en Reino Unido anunciaba con orgullo que los canes eran bienvenidos al trabajo. Y ese mismo año, en Barcelona, Affinity Petcare habilitó un espacio común perruno, llamado Doggy Zone, en el que pueden convivir varios animales durante el horario laboral.

Consejos para disfrutar de una oficina con perros y gatos

Lo primero que hay que tener en cuenta es que los gatos no son amigos de los cambios (les causa estrés felino), por lo que para ellos es más fácil vivir en la oficina (una iniciativa que han puesto en marcha algunos proyectos de protección felina para fomentar la adopción) que acudir cada día al puesto de trabajo de su humano.

En el caso de los perros -y algunos mininos más viajeros-, antes de ir al trabajo en compañía de su mejor amigo, hay que tener en mente algunos consejos:

  • Asegúrese de contar con el beneplácito de su jefe y compañeros: a veces merece la pena preguntar, porque puede sorprenderse y la iniciativa puede ser vista con buenos ojos.
  • La mascota debe estar al día en sus vacunas y estar acostumbrada a portarse bien en sitios con gente.
  • Los animales deben estar seguros en todo momento. Recuerde usar una correa, si se mueve con su amigo de cuatro patas por el edificio, y contar con una zona segura para evitar extravíos.
  • Los empleados no pueden dejar a los canes solos en sus espacios de trabajo.
  • Cerciórese de que el perro se lleve bien con otros animales.
  • Lleve siempre agua fresca, comida, bolsas de basura -en caso de sorpresas- y un arenero, si su amigo es un gato.

Puede seguir a Eva San Martín en Twitter.


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en