Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Reproducción y cría > Cachorros

Tipos de contenidos: Mascotas

Lagundu elikadurari buruzko itzulpen automatikoa zuzentzen
^
Tu canal de Mascotas

El sangrado anal en el cachorro: cinco motivos que lo provocan

El sangrado anal en el cachorro puede avisar de que ha engullido algún objeto, pero también se puede deber a ciertos tumores o virus

Imagen: sanjoyg

El sangrado anal en el cachorro es motivo de alarma. Entre otras, puede deberse a cinco causas: la ingesta de sustancias dañinas, el estreñimiento, padecer un tumor, el virus del parvo o tener parásitos o gusanos en el aparato digestivo. La consulta con el veterinario, en cualquier caso, es esencial, ya que examinará al animal y determinará el tratamiento adecuado.

1. Ingerir una sustancia dañina

La sangre puede indicar que el cachorro ha comido una sustancia dañina

El sangrado rectal en el neonato de can puede avisar de que ha ingerido una sustancia u objeto perjudicial. Un cachorro explora el mundo y, una forma de conocer su nuevo entorno, es a través de la boca. Esto explica que en ocasiones la cría de perro pueda ingerir sustancias dañinas.

En estos casos, si el elemento acaba en su aparato digestivo y lo daña, no es extraño que el cuerpo lo demuestre a través de un sangrado anal.

2. El estreñimiento

Como ocurre con las personas, una dieta pobre en fibra puede provocar estreñimiento, lo cual causa el sangrado anal. En estos casos, un aporte extra de fibra ayudará a evitar la situación. Se debe consultar con el veterinario para que asesore la mejor manera de aportar más fibra en la dieta del perro.

Ante cualquier sangrado o sospecha de que el cachorro haya podido engullir un objeto lesivo, no dude en acudir al veterinario para que le examine con detalle.

3. Tumores en el colon del cachorro

El desarrollo de ciertos tumores en la zona del colon del cachorro también puede explicar, en ocasiones, el sangrado rectal del pequeño. "Los pólipos y tumores de colon suelen provocar la inflamación de la zona", explica el veterinario José Enrique Zaldívar, autor de la bitácora científica blogveterinario.com. "Los pólipos suelen ser de un color rojo oscuro, se rompen con facilidad y sangran de forma profusa", añade Zaldívar.

4. El virus del parvo

El parvo es un virus diminuto, pero maligno, que siente predilección por el aparato digestivo de los vulnerables cachorros. Estos lesivos virus se alojan en la mucosa que recubre las paredes del sistema digestivo, a la vez que atacan a las débiles células que intentan crecer.

Ante la detección de sangre en las heces del cachorro, se debe acudir al veterinario

El aparato digestivo atacado por el parvo reacciona con virulencia a esta agresión. La sangre en las heces puede ser un aviso de que el cachorro padece la enfermedad, por lo que será necesario acudir al veterinario.

5. Gusanos y parásitos en el aparato digestivo

Los diminutos virus del parvo no son los únicos visitantes incómodos que pueden atacar al cachorro. Los gusanos parásitos (planos y redondos) son otros huéspedes malignos que afectan al aparato digestivo de las delicadas crías para alimentarse. Pueden provocar, asimismo, el sangrado anal de los cachorros.

Para proteger a nuestra cría de perro de los gusanos parásitos, es esencial la prevención. "La desparasitación tanto externa como interna es fundamental para nuestra salud y la de nuestro cachorro", señalan desde la Asociación Madrileña de Veterinarios de Animales de Compañía. "La desparasitación interna frente a nematodos (gusanos redondos) y cestodos (tenias o gusanos planos) se debe hacer cada tres meses. En ocasiones, puede ser necesario hacer un análisis de heces para estar seguros de que el animal está libre de parásitos", alertan desde la asociación.

Consejos

  • El sangrado rectal en el cachorro puede avisar de que ha ingerido una sustancia u objeto perjudicial. En estos casos, si el elemento acaba en su aparato digestivo y lo daña, no es extraño que el cuerpo lo demuestre a través de un sangrado anal.

  • Ciertos tumores en el colon del cachorro también pueden explicar, en ocasiones, el sangrado rectal.

  • El aparato digestivo de la cría atacada por el parvo reacciona con virulencia a esta agresión. La sangre en las heces puede ser un aviso de que el cachorro padece la enfermedad del parvo.

  • Los gusanos parásitos (planos y redondos) en el aparato digestivo de las crías de perro pueden provocar, asimismo, el sangrado anal de los cachorros.

  • La desparasitación interna frente a nematodos y cestodos se debe hacer cada tres meses.

  • Ante cualquier sangrado o sospecha de que el cachorro haya podido engullir un objeto lesivo, no dude en acudir al veterinario para que le pueda examinar con detalle.

Etiquetas:

cachorros, perros, salud


RSS. Sigue informado



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto