Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Medio ambiente


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Tipos de contenidos: Medio ambiente

^

El Ártico puede quedarse sin hielo en 2040

En 20 años, el hielo marino podría retroceder cuatro veces más rápido de lo que lo ha hecho nunca

  • Fecha de publicación: 13 de diciembre de 2006

El deshielo es probable que se acelere tan rápido que el Océano Ártico podría descongelarse durante el verano a partir de 2040. Ésta es la previsión que hace un estudio publicado en "Geophysical Research Letters". El trabajo, realizado por científicos del Centro Nacional de Investigación Atmosférica (NCAR, sus siglas en inglés) y las universidades estadounidenses de Washington y McGill, analiza el impacto en esta zona del planeta de las emisiones de gases de efecto invernadero.

Los escenarios realizados con superordenadores revelan que la extensión del hielo marino cada septiembre puede reducirse de una forma tan abrupta que dentro de sólo 20 años podría retroceder cuatro veces más rápido de lo que lo ha hecho nunca. "Hemos sido testigos de grandes pérdidas en el hielo marino, pero nuestra investigación sugiere que el descenso en las próximas décadas puede ser mucho más dramático que nada de lo que haya sucedido hasta ahora", dice Marika Holland, investigadora principal del estudio. "Estos cambios son sorprendentemente rápidos", advierte.

El hielo marino en el Ártico ha retrocedido en los últimos años, especialmente a finales de verano, cuando el grosor del hielo y su extensión alcanzan su mínimo. Para analizar cómo el calentamiento global afectará al deshielo en décadas venideras, el equipo estudió una serie de siete simulaciones. Primero testaron el modelo simulando fluctuaciones en la capa helada desde 1870, incluyendo una contracción del hielo a final del verano entre 1979 y 2005. Estas simulaciones coincidieron con las observaciones, señal de que el modelo estaba recogiendo con precisión la variabilidad en el clima de la región del Ártico.

Deshielo agudo

El equipo simuló después la pérdida de hielo en el futuro. Y la conclusión fue que si los gases de efecto invernadero continúan creciendo en la atmósfera al ritmo actual, la capa de hielo del Ártico en el futuro pasará por periodos de estabilidad seguidos de otros de deshielo agudo.

Por ejemplo, en una de las simulaciones del modelo, el hielo en el mes de septiembre pasa de 3,7 millones a 1,2 millones de kilómetros cuadrados en un periodo de diez años. En 2040, sólo quedaría una pequeña franja de hielo perpetuo en el norte de Groenlandia y Canadá. Y no sólo en verano, pues el hielo del invierno pasará en este tiempo de 3,6 metros de grosor a menos de un metro.

Los expertos apuntan como causas de esta pérdida que el agua oceánica absorbe más luz solar que el hielo, lo que supondría que áreas marinas libres de hielo acelerarían el riesgo de calentamiento. Además, se espera que el cambio climático influya en la circulación oceánica y que las corrientes más cálidas se dirijan al Ártico, acentuando el calentamiento.

Etiquetas:

calentamiento, hielo, Ártico




Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto