Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Medio ambiente


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Tipos de contenidos: Medio ambiente

^

El Parque Nacional de Doñana todavía no está a salvo 40 años después de su creación

Aunque se han conseguido avances significativos, hay nuevas amenazas y problemas que acechan a este enclave

  • Fecha de publicación: 4 de febrero de 2009

El pasado lunes fue el Día Mundial de los Humedales. Ese mismo día se cumplía el 40 aniversario de la creación del Parque Nacional de Doñana, uno de los humedales más importantes de Europa y del mundo, y de la organización ecologista WWF España, que precisamente nació con la misión de proteger este enclave.

Los 40 años transcurridos no han servido para que Doñana, que se extiende desde el extremo sureste de la provincia de Huelva hasta el suroeste de la de Sevilla y el noroeste de la de Cádiz, esté completamente a salvo. Eso sí, durante todo este tiempo se han conseguido avances importantes gracias a un grupo de científicos y conservacionistas que se unieron para detener la destrucción de este espacio.

"En los años 60, eran muchas las amenazas que se cernían sobre Doñana y ponían en peligro sus valores naturales. Entre ellas, los proyectos de plantación de miles de eucaliptos, la construcción de un gran centro turístico en Matalascañas o los planes de desecación y conversión en tierras agrícolas de las marismas", explica la organización.

En 1963, WWF Internacional compró 6.794 hectáreas que cedió para la creación de la Estación Biológica de Doñana (EBD). A principios de 1969, WWF España adquirió otras 3.200 hectáreas y creó la Reserva del Guadiamar, de la cual aún es propietaria y que es gestionada por la EBD, a través de un convenio de colaboración.

En la actualidad, Doñana cuenta con las últimas áreas costeras sin urbanizar del suroeste de España y valiosos fondos marinos, además de con uno de los pocos sistemas de dunas móviles de la Península. Asimismo, es uno de los santuarios de aves más destacados de Europa, con más de 360 especies residentes y migratorias, y da cobijo a una de las dos últimas poblaciones de lince ibérico. Además, el Parque Nacional se ha convertido en un notable motor para el desarrollo del entorno, siendo una fuente de empleo directo y soporte para actividades de turismo de naturaleza y tradicionales, como el marisqueo, la apicultura y la ganadería.

Nuevas amenazas

Entre los avances logrados en estos 40 años, WWF España destaca la ampliación de la superficie protegida y la recuperación de importantes zonas de marisma y de algunas especies en peligro, tales como el citado lince o el águila imperial.

Sin embargo, también se han multiplicado las amenazas y nuevos problemas acechan a Doñana. Entre ellos, la pérdida de calidad de las aguas, la erosión en las cuencas fluviales, la deforestación, los incendios, la pérdida de biodiversidad, el furtivismo, el desarrollo de un modelo de crecimiento urbano insostenible y el cambio climático.

Otro problema son los grandes proyectos de infraestructuras con un alto impacto ambiental, como la ampliación del Puerto de Sevilla y el dragado del Guadalquivir, o el oleoducto de la refinería Balboa, que atravesaría la comarca de Doñana y supondría el tránsito de unos 150 petroleros al año.




Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto