Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Motor > Mantenimiento del automóvil

Tipos de contenidos: Motor

^

8 trucos para arreglar el coche sin ir al taller

Un secador, el esmalte de uñas y la pasta de dientes pueden ser muy útiles para arreglar pequeños desperfectos del vehículo

  • Autor: Por B. ÁLVAREZ
  • Fecha de publicación: 29 de diciembre de 2016
Imagen: coendef

Secador, pasta de dientes y esmalte de uñas no solo son útiles en el baño... ¡También en el coche! Abolladuras de la carrocería y grietas del parabrisas pueden arreglarse con secador y esmalte de uñas. ¡Y la pasta de dientes es eficaz para disimular rasguños en los faros! Hay más trucos para pequeñas averías o problemas con el vehículo, como utilizar vinagre y vaselina para las escobillas de los limpiaparabrisas. En este artículo se explican ocho trucos increíbles para arreglar el automóvil sin ir al taller.

1. Arreglar abolladuras con un secador de pelo

¿Abolladuras en el maletero, los parachoques, las puertas, el capó o el techo? Pruebe a utilizar un secador y aire comprimido. Además del secador de pelo (con temperatura ajustable), es necesario tener guantes de goma gruesos, papel de aluminio y un paquete de hielo seco o un bote de aire comprimido. Tras reunir el material, ¡manos a la obra!

Primero hay que encender el secador a temperatura media y, a una distancia de unos 15 centímetros, echar el aire sobre la superficie abollada durante dos minutos. Tras realizar esta operación, se coloca un trozo de papel de aluminio sobre el área abollada. Esto mantendrá el área caliente y, además, protegerá la pintura del hielo seco.

Con guantes, hay que coger un bloque de hielo seco con una mano y frotarlo con suavidad sobre el papel de aluminio. Esta aplicación de frío debe durar muy poco tiempo. Si se utiliza aire comprimido, no es preciso el alumninio.

Unos pocos momentos después de haber aplicado el frío o el aerosol, se habrá eliminado la abolladura. La razón es que el cambio de temperatura hace que el material regrese a su forma original.

Conviene saber que para algunas abolladuras no basta con una sola aplicación y habría que repetir el proceso, aunque no se debe abusar (menos aún en un mismo día). Además, este método no es eficaz para los golpes que estén justo a lo largo de los bordes de superficies anchas y planas o si las abolladuras son muy profundas.

2. ¿Pasta de dientes? Sí, para quitar arañazos del faro

Los faros a veces están en buen estado y su vida útil aún es larga, pero tienen pequeños rasguños. Para recuperarlos durante un tiempo y que duren un poco más se puede utilizar pasta de dientes. Con ella se puede pulir la superficie del faro y, después, se podrá añadir un desengrasante para terminar la operación.

3. Usar esmalte de uñas para detener las grietas del parabrisas

Si el parabrisas tiene una mínima grieta, se puede frenar su avance de manera temporal y esperar un poco a cambiar todo el cristal, que es bastante caro. ¿Cómo? Con esmalte o laca de uñas transparente, que se adquiere en cualquier supermercado. Este método es muy sencillo de aplicar. Basta con dar varias capas de esmalte por los dos lados de la grieta, y así no seguirá creciendo.

4. Pintar el coche nosotros mismos

Pintar el vehículo son palabras mayores, pero en la actualidad hay soluciones para todo. Con la extensión del uso de Internet es más fácil aún. Entre otros sitios, páginas webs como Pintar mi coche ayudan a quien desee reparar daños estéticos en la carrocería de su automóvil sin tener que recurrir a los servicios de un taller de chapa y pintura. Además de contar con manuales y vídeos tutoriales, este portal tiene una aplicación para encontrar el código de color de cada modelo de coche.

Imagen: MichaelGaida

5. ¡Vinagre y vaselina para las escobillas del parabrisas!

Las escobillas del limpiaparabrisas sufren mucho, pero es posible alargar su vida. Con vinagre y vaselina se puede ablandar de nuevo la goma.

Para ello hay que empapar un paño con vinagre y pasarlo por las dos escobillas. Cuando estén bien humedecidas, se debe aclarar la goma con agua y limpiar con un trapo. Por último, se extenderá vaselina por la goma de las escobillas con una bayeta y se dejará que se sequen al aire durante 10 minutos.

Esta solución no es válida cuando el caucho de las escobillas está roto, ya que en ese caso habrá que cambiarlas.

6. Pinceles cera y tiritas contra arañazos

¿Tiritas para coches? Es lo último para disimular los arañazos. Algunas marcas incluso las venden. Son un microfilm de alta tecnología que se adhiere a la chapa y disminuye el impacto visual de los arañazos. Según sus fabricantes, resisten las temperaturas extremas y los lavados y duran seis años. Hay más de 20 colores para elegir.

También hay otros métodos como emplear masilla, ceras, rotuladores y kit reparadores completos que se pueden adquirir en establecimientos especializados o grandes comercios. Son muy sencillos de aplicar y no son caros.

Si se desea hacer de manera más profesional, se necesita papel de lija y después pintura, mejor en espray. Antes de usar papel de lija hay que limpiar la zona con jabón para eliminar cualquier resto de suciedad. Tras lijar, de nuevo se debe limpiar. Luego hay que proteger con plásticos y cinta las zonas adyacentes al arañazo para no mancharlas con pintura y, después, aplicar la pintura. Cuando seque, lo conveniente es pulirla para que quede igual que el resto del vehículo. En el siguiente vídeo puede verse cómo hacerlo:

7. ¿Cómo cambiar la batería del coche?

En primer lugar, se tiene que comprar una batería nueva, del tamaño adecuado y con la orientación correcta (lo pueden aconsejar los vendedores al decir la marca y el modelo del coche). Cambiar la batería no es difícil, pero puede ser trabajoso.

Hay que apagar el motor del automóvil y retirar el terminal negativo sin dañarlo y, luego, el positivo: siempre en este orden. Una vez desconectados, se tiene que comprobar que no hagan contacto con las partes metálicas del coche y evitar, además, que se toquen entre ellos. Conviene cubrirlos con material aislante. Después, se quitará el sistema de fijación de la batería con una llave y, luego, se debe agarrar con firmeza y quitarla.

Para poner la nueva batería, se procede igual. Primero se coloca la batería y, después, el terminal positivo en el lado correcto, y lo mismo con el negativo. Se enciende el vehículo y conviene dejar el motor funcionando unos minutos.

8. ¿Cómo cambiar el anticongelante?

El anticongelante es un elemento clave para la vida del motor del coche, pues es el que lo refrigera. Por eso, conviene saber cómo cambiar el líquido anticongelante.

Lo primero es retirar la manguera superior del radiador con cuidado. Luego, hay que hacer lo mismo con la tapa del tanque de recuperación del radiador y limpiar con agua a presión el tanque. Una vez hecho esto, se debe encender el automóvil, y así conseguir que circule el agua, y, después, añadir el líquido refrigerante en el tanque de recuperación del radiador, cuando el agua salga por completo limpia.

El siguiente paso es conectar la manguera superior con la abrazadera cuando se vea que el agua que sale por ella tiene el color del producto que se ha añadido. Por último, hay que colocar la tapa del radiador y dejar el coche en marcha unos minutos para que la temperatura se estabilice.


RSS. Sigue informado



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto