Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud

Tipos de contenidos: Salud

^

Un estudio demuestra que el paciente depresivo debe continuar con su medicación aunque no existan síntomas

La enfermedad podría tener un origen genético, por lo que algunos pacientes permanecerían vulnerables todo el tiempo

  • Fecha de publicación: 5 de agosto de 2004

Varios investigadores estadounidenses aseguraron esta semana que las personas que sufren depresión tienen un circuito cerebral hiperactivo, que puede permanecer en acción incluso cuando no se sientan melancólicas.

Según los investigadores, los hallazgos indican que algunos pacientes con depresión permanecen vulnerables todo el tiempo y necesitan continuar tomando sus medicamentos incluso cuando se sienten mejor.

Científicos del Instituto Nacional de Salud Mental de Estados Unidos indujeron algunos de los síntomas de la depresión en pacientes para luego captar su actividad cerebral en tomografías por emisión de positrones o escáneres PET.

Con este propósito, dieron a los pacientes un cóctel de varias sustancias, informó Alexander Neumeister, investigador de la Universidad de Yale en Connecticut. La mezcla correcta disminuye las concentraciones del aminoácido triptofán. El cuerpo convierte el triptofán en serotonina, un neurotransmisor químico que transporta mensajes, que es el objetivo de muchos fármacos antidepresivos. "Eso ocurrió muy rápido, en cinco horas", dijo Neumeister.

Los investigadores hicieron sus pruebas con 27 personas que habían recibido tratamiento para la depresión, pero que en ese período se sentían bien y no necesitaban medicamentos. Después, las compararon con 19 individuos que no padecían depresión.

Alrededor del 60% de los pacientes que habían recibido tratamiento para la depresión experimentaron una recidiva de los síntomas de manera temporal cuando sus concentraciones de triptofán disminuyeron, según Neumeister.

Los escáneres PET mostraron una actividad anormal en varias regiones en el frente y centro del cerebro que se sabe están vinculadas a la depresión, como el tálamo, la corteza órbitofrontal y el cíngulo anterior.

Neumeister y sus colegas escribieron en su estudio, publicado en la revista "Archives of General Psychiatry", que ninguno de los 19 pacientes que no padecían depresión mostró el mismo patrón de actividad cerebral, incluso cuando sus concentraciones de triptofán disminuyeron.

"Esto muestra que hay algo erróneo en ese circuito en particular", dijo Neumeister. "Indica que los medicamentos no pueden corregir la biología subyacente. Esta es otra razón por la que los pacientes deben seguir tomando sus fármacos".

Neumeister y sus colegas están interesados en la genética y su relación con la depresión y, según ellos, este estudio puede proporcionar una herramienta valiosa para tal propósito. "Podremos definir un grupo vulnerable a la depresión en general", indicó. "Y podremos ver a qué tratamiento responden".




Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto