Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud

Tipos de contenidos: Salud

^

Por primera vez un consumidor contrae la llamada "enfermedad de las palomitas"

La denominada bronquiolitis obliterante se relaciona con la inhalación del aroma de este producto de forma continuada e ininterrumpida

  • Fecha de publicación: 7 de septiembre de 2007

La Administración del Medicamento (FDA, organismo regulador de los fármacos y alimentos en Estados Unidos) ha registrado el primer caso conocido en el mundo en el que un consumidor compulsivo de palomitas de maíz ha contraído la denominada bronquiolitis obliterante, más conocida como "pulmón del trabajador de las palomitas" (popcorn worker's lung), o "enfermedad de las palomitas".

La FDA recibió una comunicación de un médico de Denver en la que se informa de la existencia de un paciente, un no fumador de 53 años de edad y consumidor habitual de palomitas de maíz -al menos dos veces al día durante los últimos diez años-, que contrajo esta grave enfermedad pulmonar no por ingerirlas, sino por inhalar su aroma de forma continuada e ininterrumpida.

La bronquiolitis obliterante fue descrita en el año 2002 por el doctor Allen Parmet, un médico de Misuri que la encontró en ocho pacientes, todos ex empleados de una fábrica de palomitas de maíz para microondas.

La "enfermedad de las palomitas" cursa con tos persistente, falta de aire y sibilancias al respirar; puede evolucionar hacia una forma muy grave que precisa de trasplante pulmonar y sólo se había detectado en trabajadores del sector.

Los estudios elaborados desde entonces la relacionan con un aromatizante, el diacetil. Se trata de un líquido amarillento que, mezclado con otros aditivos, se utiliza para proporcionar sabor y olor a mantequilla. En todos los casos descritos, tanto en Estados Unidos como en Europa, los trabajadores afectados presentan los primeros síntomas entre diez y veinte años después de una exposición prolongada al diacetil.

Tras el caso descrito por la FDA, la "enfermedad de las palomitas" puede dejar de ser exclusivamente una enfermedad laboral, para afectar también al consumidor compulsivo.




Otros servicios


Buscar en