Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud > Atención sanitaria

Tipos de contenidos: Salud

^

Operaciones para la miopía, eficaces y seguras

La acumulación de datos en una serie de estudios españoles indica que la visión, después de una intervención de miopía, se mantiene a largo plazo

  • Autor: Por MALEN RUIZ
  • Fecha de publicación: 27 de noviembre de 2007

Las dos técnicas utilizadas para corregir la miopía mantienen su efecto hasta 14 años después de realizada la operación, según el último estudio hecho público por oftalmólogos españoles. En general, los pacientes pueden seguir viendo bien sin recurrir al uso de gafas aunque sufran un leve aumento de la miopía.

Jorge Alió, catedrático de oftalmología en la Universidad Miguel Hernández (Alicante), ha ido presentando desde hace años, en un foro internacional como es la Academia Americana de Oftalmología, numerosos estudios sobre una selección de los pacientes operados de miopía en la Corporación Oftalmológica Vissum, de la que es director médico. El objetivo es comprobar la seguridad y eficacia de las operaciones de miopía y de astigmatismo con miopía, con láser, una técnica quirúrgica relativamente reciente.

El último estudio, que ha sido presentado este mismo mes en la reunión anual de la citada academia y aceptado para su publicación en la revista 'American Journal of Ophthalmology', reúne datos de 800 pacientes operados hace entre 12 y 14 años, por lo que es el más amplio y a más largo plazo de los hasta ahora realizados.

Técnicas de láser

Los investigadores midieron la visión del paciente y evaluaron los cambios en su córnea, lo que refleja la estabilidad de la técnica. Los pacientes estudiados fueron operados por las técnicas de láser Lasik (queratomiliosis) o PRK (queratoctomía refractiva), que son las utilizadas para corregir la miopía. Pero hay que tener en cuenta que los láseres se perfeccionan continuamente y que ahora los resultados son todavía mejores en cuanto a la necesidad o no de adaptación tras la operación.

Oftalmólogos de prestigio alertan contra los 'supermercados de la oftalmología', que ofrecen operaciones baratas sin garantías

En opinión de Alió, manifestada durante la presentación en España del informe el pasado 20 de noviembre, ya se puede afirmar que la cirugía refractiva es segura. Sin embargo, es precisa una buena selección de los pacientes para obtener óptimos resultados y también es preciso acudir a clínicas prestigiosas que dispongan de los últimos aparatos, clínicas que no suelen ser ni las que más se anuncian ni las que tienen precios más baratos.

Según las conclusiones del estudio ahora hecho público, cuando existen menos de tres dioptrías de miopía, ambas técnicas son adecuadas, mientras que a partir de las seis dioptrías da mejor resultado el Lasik. En el caso de más de ocho dioptrías, es preciso estudiar muy bien al paciente antes de decidirse por la operación, y cuando ya hay más de 12 dioptrías, la operación no está indicada porque los pacientes tienen un mayor riesgo de sufrir glaucoma y cataratas. Además, si se realiza la operación en este último caso, la miopía puede reaparecer.

Láser excimer

Aunque ya hace unos 10 años que se viene utilizando la técnica Lasik el precio sigue siendo muy alto, por lo que muchos consumidores revisan el precio de la oferta que hay en el mercado antes de operarse. Oftalmólogos de prestigio alertan contra lo que llaman los supermercados de la oftalmología, que ofrecen las operaciones quirúrgicas más solicitadas a un precio bajo pero sin las necesarias garantías sanitarias.

En la actualidad se utiliza sobre todo el láser excimer, que es muy caro -una unidad cuesta 500.000 euros- y que hay que reponer cada cinco años por los continuos avances en su diseño y capacidad. Por este motivo, Alió ha recordado que no se puede esperar que el precio de las operaciones sea muy bajo. De hecho la operación con un láser de última generación suele costar en la actualidad el doble que si se utiliza uno más antiguo.

Además de las indicaciones actuales, como es sobre todo la miopía, los especialistas creen que la cirugía refractiva se va a poder utilizar en el futuro para la presbicia (vista cansada), las cataratas y en casos de miopía que ahora no se pueden abordar con esta técnica.

DOS MILLONES DE PERSONAS

Imagen: ftzdomino

Los datos recopilados por el sector indican que cada año se operan en España entre 200.000 y 250.000 personas que sufren de miopía, hipermetropía y astigmatismo. En los últimos 15 años, se han operado más de dos millones de españoles. Cuando se sometieron a la operación los pacientes incluidos en el estudio de la cirugía para corregir la miopía se utilizaban casi por igual las técnicas PRK (queratoctomía refractiva, que fue la técnica pionera) y Lasik (queratomiliosis asistida por láser).

En ambos procedimientos se remodela la forma de la córnea de forma que la luz que entra en el ojo se enfoque sobre la retina, situada al fondo del ojo, como sucede en la visión normal. En la técnica PRK el láser se aplica directamente sobre la superficie externa de la córnea. Con la técnica Lasik se utiliza el láser para cambiar la forma de la córnea sin trabajar directamente sobre la superficie.

Lo que hace que una persona sea candidata a uno u otro tipo de cirugía correctora de la visión depende sobre todo del espesor de la córnea y de si tiene o no irregularidades en la superficie o muy cerca de ella. Según los datos obtenidos en los estudios, el paciente medio operado con PRK mantiene una visión casi normal (0,88 dioptrías) a 10 años cuando antes de la operación tenía una miopía severa (7,45 dioptrías). En el caso del Lasik, el paciente tiene 0,66 dioptrías partiendo de una situación anterior a la operación de 8,7 dioptrías.




Otros servicios


Buscar en