Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Viajes > Ideas y consejos

Tipos de contenidos: Viajes

¿Nos aportan los envases seguridad a los consumidores?
^

¿Cuáles son las ciudades de Europa más baratas para viajar?

Viajar un fin de semana a Kiev, Bucarest o Belgrado es posible por menos de 200 euros

Imagen: williamson

¿Cuáles son las ciudades europeas más baratas para viajar? ¿Y las capitales más caras? Los españoles hicimos 175,5 millones de viajes durante 2015, lo que supuso un gasto total de 37.953 millones de euros, según el Instituto Nacional de Estadística (INE). No obstante, hacer turismo no tiene por qué salir demasiado caro. Con algo de planificación y el destino adecuado, se puede pasar un fin de semana en una capital europea por unos 200 euros. En este reportaje se hallan las claves para viajar barato a Europa y se enumeran las ciudades que resultan más económicas y cuáles, al contrario, son las más caras.

Viajar barato en Europa: ¿dónde?

En 2015 el gasto medio por persona fue de 216 euros, con una diferencia importante entre aquellos que se decantaron por un destino nacional (162 euros de media) y quienes cruzaron la frontera (788 euros). Unas cifras que no todo el mundo puede permitirse.

Al igual que la flexibilidad en las fechas puede abaratar de forma considerable un viaje, tener la mente abierta al escoger el destino también. Por lo general, los países escandinavos y del oeste de Europa son los que mayor esfuerzo económico requerirán, mientras que los del este precisarán un presupuesto menor.

Prueba de ello es el precio de una noche de hotel, que varía bastante entre unos y otros. Según el "Índice de precio de hoteles" publicado por Trivago que analiza las tarifas medias de los hoteles de las principales ciudades europeas, San Petersburgo (Rusia), Sofía (Bulgaria), Moscú (Rusia), Belgrado (Serbia) y Sarajevo (Bosnia y Herzegovina) son las urbes en las que dormir resulta más barato con un precio de entre 44 y 62 euros por noche.

Por el contrario, pasar una noche en Montecarlo (Mónaco), Ginebra (Suiza), Ámsterdam (Países Bajos), Venecia (Italia) o Londres (Reino Unido) puede suponer un sobrecoste de casi 300 euros por noche, con precios de entre 186 y 345 euros de media por jornada.

¿Cuáles son las ciudades más caras y las más económicas para viajar?

El alojamiento no es el único desembolso que se deriva de un viaje. Según el INE, los gastos en transporte fueron la partida más abultada y acumularon un 28,5% del total que invierten los españoles en sus viajes al extranjero, seguido del hecho en bares y restaurantes que supuso un 20,7% del total. El coste del alojamiento aparece en cuarta posición, por detrás de los paquetes turísticos (17,3%) y por delante de las actividades (4,9%).

Imagen: Alexxx Malev

Para hacerse una idea de qué ciudades son más económicas, hay que ver el coste del alojamiento y sumar el resto de los gastos propios de una jornada de turismo. En este sentido, el "ranking Europe 3-Star Traveler Index de 2016" de Price of Travel, que analiza el coste diario de visitar alguna de las 56 poblaciones más turísticas de Europa, revela que Kiev (Ucrania), Bucarest (Rumanía), Belgrado, Sarajevo, San Petersburgo, Sofía, Cesky Krumlov (República Checa), Zagreb (Croacia), Budapest (Hungría) y Cracovia (Polonia) son las 10 ciudades más baratas para visitar, mientras que Zúrich (Suiza), Londres, Interlaken (Suiza), Bergen (Noruega) y Estocolmo (Suecia) son las más caras, con una diferencia de hasta 150 euros por día de viaje.

Según el destino que se escoja y las fechas, se puede pasar un fin de semana en una gran ciudad europea por entre 32 y 43 euros la jornada, incluyendo una noche en un hotel de tres estrellas de precio módico y situación céntrica, un par de carreras de taxi por día de pocos kilómetros, una visita a una atracción cultural diaria (o a más, si se opta por realizar actividades gratuitas) y sumándole tres comidas y tres cervezas o copas de vino, siempre según el listado ofrecido por Price of Travel. Al presupuesto anterior se debería sumarle el coste del medio de transporte, pero, gracias al bajo presupuesto que requieren este tipo de destinos y a la oferta de las compañías low cost, si se buscan con el tiempo suficiente se pueden encontrar oportunidades económicas.

Tres trucos para abaratar el coste de un viaje

Más allá del destino, existen una serie de trucos para reducir el coste de un viaje que nunca está de más aplicar al cruzar la frontera.

  • Aprovechar los seguros de las tarjetas. Las tarjetas, sobre todo las de crédito, incorporan seguros de accidente y de asistencia en viajes gratuitos que se pueden utilizar en caso de perder la maleta, de tener un accidente en el extranjero o de ponerse enfermo y precisar la ayuda de un médico. Eso sí, antes de hacer uso de estas pólizas, es importante leer las condiciones para poder acceder a sus ventajas (por lo general requieren que el billete de transporte se haya abonado con la tarjeta) y el procedimiento de actuación en caso de necesitarlas. Si la tarjeta cuenta con un buen seguro, se podrá evitar dejarse el dinero en un seguro de salud extra, y si no dispone de ninguno, entonces vale la pena comparar cuáles son las mejores tarjetas bancarias del mercado en busca de una que se adapte a las necesidades personales.
  • No rechazar los aeropuertos secundarios. Otro truco para abaratar el coste del viaje, sobre todo el del transporte, es hacer uso de aeropuertos secundarios menos transitados, tanto en el país de origen como en el de destino. De hecho, en muchas ocasiones, las compañías de bajo coste utilizan este tipo de aeropuertos para sus despegues y aterrizajes, por lo que es más probable que el billete de avión se abarate. Si bien esta regla no siempre se cumple, en el momento de buscar un vuelo, si se hace por Internet, no está de más incluir también este tipo de aeropuertos secundarios. Además, si se evitan días festivos nacionales o eventos que supongan grandes desplazamientos aún se podrá ahorrar más.
  • Buscar actividades gratuitas. La mayoría de los destinos europeos ofrecen un sinfín de actividades sin coste alguno que es posible combinar con otras de pago para satisfacer todas las inquietudes. Atracciones como el British Museum en Londres o la cúpula del Parlamento alemán en Berlín son gratuitas.

RSS. Sigue informado


HelpMyCash

Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto