Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación

Consumir carne de animales salvajes permite obtener importantes micronutrientes

Una investigación en Madagascar halla un aumento del 30% en la desnutrición de los niños que han dejado estos alimentos

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 22 noviembre de 2011

"Esta investigación pone de relieve la tensión entre las políticas de conservación, la salud humana y los medios de subsistencia", afirma Golden. "La zona donde se realizó el estudio es un área extremadamente pobre -Madagascar está a menudo entre los 10 países más pobres del mundo-, donde la gente come carne de una a cuatro veces al año y pollo una vez al mes. Por lo tanto, los alimentos salvajes a los que tienen acceso son de enorme importancia, porque su carne les proporciona nutrientes que no pueden conseguir de otras formas", apunta.

Golden recuerda que la anemia es la forma más frecuente de malnutrición. A escala mundial, casi 2.000 millones de personas sufren de deficiencia de hierro, un tipo de anemia que causa bajos niveles de hemoglobina, la proteína que ayuda a transportar el oxígeno por todo el cuerpo. Los niveles de hemoglobina se han relacionado con problemas en el desarrollo cognitivo, el aumento de la mortalidad materna y el retraso mental. Para analizar la repercusión del consumo de carne de animales salvajes en los niveles de hemoglobina, Golden diseñó un estudio que siguió de cerca la dieta de los niños en un área concreta de Madagascar. Durante más de un año, los investigadores tomaron muestras mensuales de sangre de niños menores de 12 años para medir sus niveles de hemoglobina. Además se registraron y midieron con precisión las dietas de los niños.

"Cada trozo de pescado, cada trozo de carne, se pesó antes de entrar en la olla con el fin de examinar la relación causal entre el cambio de la biodiversidad y la salud humana", explica Golden. "Gracias a este estudio longitudinal, hemos sido capaces de desentrañar el verdadero efecto de la carne de animales salvajes en los niveles de hemoglobina", relata. Los investigadores pudieron cuantificar los efectos en la salud de la falta de acceso a la carne de animales salvajes, que provocó un incremento absoluto del 12% de la anemia y un aumento relativo del 30%.

Los resultados sugieren que el objetivo no debe consistir en permitir la caza sin restricciones o aplicar medidas de conservación estrictamente controladas, sino un punto medio, donde los esfuerzos de conservación permitan a las comunidades mantener su dieta o mediante la creación de un sistema que posibilite reducir la caza a favor de la cría de animales domésticos.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones