Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación

España será el país comunitario que más test deberá hacer en cabras tras la aparición del primer caso de EEB en estos animales

Realizará análisis a alrededor de 62.750 caprinos vivos y 5.000 muertos en los próximos seis meses

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: jueves 3 febrero de 2005
España será el país de la Unión Europea (UE) que más pruebas deberá realizar en cabras vivas tras el primer caso positivo de Encefalopatía Espongiforme Bovina (EEB) o mal de las "vacas locas" en un caprino que fue sacrificado en 2002 en Francia. En concreto, las autoridades españolas deberán realizar análisis a alrededor de 62.750 caprinos vivos y 5.000 muertos en los próximos seis meses. Este número se justifica en base a la cifra de ejemplares sanos que fueron sacrificados en 2004 y los encontrados muertos que se registraron en el mismo periodo, según dijo la Comisión Europea.

A continuación de España se encuentran Francia (46.500 y 5.000, respectivamente), Italia (30.000 y 5.000), Grecia (10.000 y 5.000) y Polonia (8.600 y 500). Los Veinticinco aceptaron ayer esta recomendación de Bruselas en la reunión del Comité de la Cadena Alimentaria y Bienestar de los Animales, con el fin de determinar si se trata de un caso aislado.

El comisario de Salud y Protección de los Consumidores, Markos Kyprianou, aseguró que la prioridad de Bruselas es preservar la salud de los ciudadanos. "Es por ello que aumentamos considerablemente el número de test. Seguiremos de cerca la evolución de esta situación y reexaminaremos la totalidad de los datos y opiniones científicas en seis meses", explicó.

Medidas de seguridad

Hasta ahora no se había detectado la presencia del mal de las "vacas locas" en circunstancias normales en rumiantes que no fueran bovinos. No obstante, el Ejecutivo comunitario ya advirtió de que los científicos consideraban teóricamente posible la presencia de una variante de la EEB en cabras o en otros rumiantes. Por ello, la Comisión aplica desde hace varios años medidas de seguridad a todos los rumiantes de cría (bovinos, ovinos y caprinos) a fin de proteger al máximo la salud pública.

Estas medidas de seguridad incluyen la prohibición de alimentar a los animales con proteínas de origen animal en forma de harinas de carne y hueso o la eliminación de materiales específicos de riesgo de la cadena alimentaria humana y animal.

Asimismo, se procede al sacrificio de los rebaños afectados por la tembladera o "scrapie" (una enfermedad de caprinos y ovinos similar a la EEB pero que no se transmite a los seres humanos), y se desarrolla un programa de vigilancia y seguimiento de las encefalopatías transmisibles en todos los estados miembros de la UE.

Etiquetas:

análisis cabras eeb

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones