Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Alimentación

Una tesis doctoral defiende que la utilización de marcas o de denominaciones de origen en la carne de ternera inspira confianza en el consumidor

Añaden valor al producto, son indicadores de seguridad alimentaria y ayudan a mitigar la percepción de riesgo

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 12 octubre de 2005
La profesora de la Universidad Pública de Navarra (UPNA) Ramo Barrena considera que el uso de marcas o de denominaciones de origen en la carne de ternera produce confianza al consumidor ante crisis de seguridad alimentaria como la producida por la Encefalopatía Espongiforme Bovina. Según una nota de la UPNA, Barrena (Pamplona, 1968), Ingeniero Agrónomo por este centro, basa su tesis doctoral en el análisis del comportamiento del consumidor de productos alimentarios y trata de conocer la percepción de los atributos de confianza por parte de los consumidores en nuevos productos y productos con problemas de seguridad alimentaria.

El consumidor cada vez muestra más preocupación por la seguridad alimentaria de los alimentos y su influencia en la salud, según Barrena, que cree que "se está dando un cambio en la percepción de los productos alimentarios, motivado por crisis como la que afectó al ganado vacuno debido a la Encefalopatía Espongiforme Bovina, que ha generado una desconfianza general hacia este tipo de producto por parte de los consumidores, teniendo como resultado una disminución importante en los niveles de consumo".

El objetivo fundamental de esta tesis ha sido "tratar de determinar si se está produciendo un cambio en el comportamiento del consumidor, pasando a adquirir más importancia las denominadas características de confianza o creencia con respecto a las de búsqueda o experiencia". En la tesis se han estudiado las preferencias del consumidor, y de los resultados obtenidos "se puede derivar que la disminución en el consumo de la carne de ternera vino motivada por la pérdida de confianza en el producto, con motivo de los problemas de seguridad alimentaria". A partir de los datos obtenidos "se puede afirmar, que los atributos de creencia o confianza están adquiriendo cada vez mayor relevancia, especialmente en productos con riesgo percibido".

La investigadora afirma en su trabajo que "los mejores indicadores de los atributos de creencia, y más concretamente de la seguridad alimentaria, son las marcas. Las marcas y etiquetas añaden valor al producto, son indicadores de seguridad alimentaria y ayudan a mitigar el riesgo percibido, permitiendo dar información a los consumidores acerca de los atributos o señales que no pueden ser percibidos, como la edad o tipo de alimentación del animal".

Por ello, Ramo Barrena concluye que "sería interesante el desarrollo de marcas, especialmente en aquellos lugares o regiones y productos donde no existen o es prácticamente nula su existencia". En este aspecto, las denominaciones de origen, las indicaciones geográficas protegidas, etc., ejercen la misma función que las marcas, siendo el tipo de distintivo preferido entre los consumidores, dice la investigadora. "En la carne de ternera, en concreto, tienen una imagen positiva y los consumidores consideran que sirve para controlar el producto, asegurar el sistema y la región de producción, asociándose con tradición y cultura y que aporta una identidad diferenciada", asegura.

Además, añade Barrena, el origen geográfico del producto es otra señal importante, se asocia a la "identificación cultural", y pudiendo ser un buena indicador para utilizarlo en aquellas regiones "donde existe un fuerte arraigo a la tierra y en aquellos segmentos de la población que buscan este valor".

Etiquetas:

carne marcas ternera

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones