Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Cae el consumo de carburantes por la subida del petróleo

Hacienda recaudó por el impuesto de hidrocarburos hasta junio 4.970 millones de euros, menos de lo previsto

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 23 agosto de 2005
El incremento del precio del crudo registrado en los últimos meses ha provocado una "desaceleración" en el consumo de carburantes, indicaron ayer fuentes del Ministerio de Economía y Hacienda.

Según los últimos datos de ejecución presupuestaria, Hacienda recaudó por el impuesto de hidrocarburos hasta junio 4.970 millones de euros, el 1,1% más que en el mismo periodo del año anterior, cifra inferior a la prevista.

Esto supone una "desaceleración del consumo de gasolina", ya que el impuesto de hidrocarburos es fijo y "tendría que haber crecido entre el 3% y el 4%", indicaron las mismas fuentes.

Por su parte, las comunidades autónomas recaudaron 2.117 millones de euros, frente a los 2.049 millones del mismo periodo de 2004.

Impuestos

Los productos petrolíferos en España están gravados por tres impuestos: el ya citado de Hidrocarburos, cuyas tarifas las establece el Estado y son fijas para las gasolinas sin plomo y para el gasóleo de automoción; el de Ventas Minoristas de Determinados Hidrocarburos, que se compone de un tipo estatal que se aplica por igual en el territorio (excepto Canarias, Ceuta y Melilla, donde no rige este impuesto, ni el de Hidrocarburos), y un tipo autonómico fijado por cada comunidad, cuyo importe puede llegar a ser igual al estatal. Además, los carburantes soportan el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), que recae sobre la suma del precio del crudo, antes del gravamen de los otros dos impuestos, que es del16%.

Nueva subida

La subida continua de los precios del petróleo, que ha pasado de costar en marzo alrededor de los cincuenta dólares el barril hasta superar con creces los sesenta a día de hoy, ha provocado una subida paralela de los precios de los carburantes. El litro de gasolina de 95 octanos sin plomo ha subido desde enero un 22,5%: de costar a principios de año 84,5 céntimos de euro hasta los aproximadamente 1,035 euros de la actualidad.

El litro de gasóleo, por su parte, ha pasado desde los 80,8 céntimos de euro hasta los 95,1 céntimos en el mismo periodo de tiempo, lo que supone un aumento del 22,5%.

Los expertos consideran seguro que habrá una nueva subida en el precio de los combustibles debido a los últimos incrementos del crudo.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones