Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Comienza el juicio por la demanda interpuesta por la Junta de Andalucía contra las tabaqueras

El Gobierno andaluz pretende que la Justicia reconozca la "responsabilidad" de estas compañías en los perjuicios que causa el tabaco

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: sábado 31 enero de 2004
Ayer comenzó en Madrid el juicio por la demanda que presentó la Junta de Andalucía el 21 de febrero de 2002 contra seis tabaqueras, en la que reclama 1,7 millones de euros de indemnización por los costes sanitarios que ocasiona el tabaquismo. La Junta pretende que la Justicia reconozca la "responsabilidad" de las compañías de tabaco en los perjuicios que causa el hábito.

El Estado ha quedado finalmente excluido de la demanda. Sin embargo, las compañías argumentaron en la vista oral, celebrada en el juzgado número 68 de lo Civil de Madrid, que la Justicia debería tener en cuenta la responsabilidad final de la Administración.

El juzgado decidirá antes de cinco días si es competente para investigar la demanda. En caso de que decida inculpar al Estado, el juez deberá remitirla a la vía contencioso-administrativa para que analice las responsabilidades de la Administración.

La Junta de Andalucía dirige su querella contra Altadis, Philip Morris, Tabacos Canary Island, British American Tobacco España, Cita y J.T. Internacional, principales responsables de la distribución y venta del tabaco en Andalucía y en España, a los que pide responsabilidades por los daños causados a 135 pacientes y los gastos generados al Sistema Andaluz de Salud por los ingresos hospitalarios.

La representación letrada del Gobierno andaluz explicó que dirige la demanda contra las empresas al estimar que son ellas quienes comercializan los cigarrillos. En su opinión, no se ha acreditado que el Estado haya tenido participación en la comercialización del tabaco, pues ésta nunca ha sido un servicio público, sino una concesión administrativa.

Las seis empresas demandadas estiman, por el contrario, que debe incluirse en el proceso al Estado, ya que opinan que interviene en la venta al por menor del tabaco, en la publicidad y en la importación, además de ser la principal beneficiaria de su consumo.

El abogado de Altadis planteó además que la demanda no puede ser aceptada porque no detalla el consumo de cada paciente ni la marca consumida. También se opuso a la acumulación de las acciones en una sola demanda.

Tras escuchar los argumentos de las partes sobre esta cuestión previa, el titular del juzgado número 68 de lo Civil interrumpió la vista y anunció que resolverá en breve y "de forma motivada" si se hace cargo o no de la demanda.

El consejero de Salud de la Junta, Francisco Vallejo, aseguró que "va a ser un juicio largo porque a las tabaqueras no les interesa el resultado. Llevan tres años poniendo excepciones de carácter dilatorio", afirmó. Vallejo señaló que "hay muchos elementos que se incluyen en los cigarrillos que crean dependencia y no se declaran", como el amoníaco.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones