Competencia multa a la eléctrica Enel Viesgo con 2,5 millones de euros por manipular precios

Concluye que la compañía se aprovechó de una situación de restricciones técnicas en el centro y sur del país
Por mediatrader 16 de enero de 2007

El Tribunal de Defensa de la Competencia (TDC) ha multado a la eléctrica italo-cántabra Enel Viesgo con 2,5 millones de euros por manipular sus precios en el mercado diario mayorista de la electricidad («pool») durante varios días de 2002 y 2003. El dictamen de la entidad dependiente del Ministerio de Economía explica que la compañía abusó de su posición dominante aprovechándose de una situación de restricciones técnicas en el centro y sur del país.

Enel Viesgo ha anunciado que va a recurrir la sentencia ante la Audiencia Nacional por considerarla «improcedente, desmesurada e injusta», sobre todo si se tiene en cuenta las «limitadas dimensiones» de la compañía (es la quinta en generación, a bastante distancia de la cuarta, Hidrocantábrico) y la ausencia de efectos negativos para la competencia. Recuerda que hubo un voto particular a su favor y sostiene que su actuación contribuyó a la seguridad del suministro.

La eléctrica añade que la sanción supone una «respuesta equivocada, mal dirigida y dañina para las restricciones técnicas, ya que no contribuye a la resolución de este problema de suministro, al que una empresa pequeña como Enel Viesgo Generación estaba ayudando a solucionar».

El TDC indica que la compañía sancionada ofreció la energía a un precio superior a sus costes reconocidos. Sabía que de esta forma su oferta no casaría con la demanda del mercado y que, al ser la única disponible, pasaría a ser llamada a solucionar la falta de suministro que amenazaba las citadas zonas. El precio al que se pagó esta electricidad fue mayor que el que hubiera percibido la empresa de haberla vendido en el «pool».

La Comisión Nacional de la Energía (CNE) denunció esta práctica ante el Servicio de Defensa de la Competencia (SDC) los días 11 de julio y 11 de noviembre de 2003. El organismo técnico analizó la información y decidió incoar un expediente sancionador el 3 de noviembre de 2004. Más de dos año después, el TDC ha impuesto una multa tras valorar el beneficio ilícito obtenido.