Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

El Congreso aprueba de forma definitiva la reforma del sistema de pensiones

La edad de jubilación pasa de los 65 a los 67 años y habrá que haber cotizado 37 años para poder cobrar el 100% de la pensión

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: jueves 21 julio de 2011

El ministro de Trabajo e Inmigración, Valeriano Gómez, ha defendido en el Congreso que en 1985, cuando el periodo de cotización aumentó a ocho años, las pensiones subieron. Lo mismo ocurrió, sostuvo, cuando en 1997 se amplió este periodo a 15 años “y así seguirá sucediendo con la ampliación progresiva hasta los 25 años”. Al respecto señaló que en 1985 la cuantía media de la pensión apenas llegaba a los 400 euros, hoy es el triple y, aseguró, que en 2040 “será el triple o más que la de hoy”, pese a que habrá 18 millones de pensionistas.

Los cambios contemplados en la reforma del sistema de pensiones comenzarán a regir en 2013. Entre las modificaciones previstas figura el incremento progresivo de la edad de jubilación de los 65 a los 67 años en un periodo transitorio de 15 años, de 2013 a 2027, aunque con 38 años y 6 meses cotizados, se mantiene la jubilación a los 65. El período de cómputo para calcular la pensión pasará gradualmente de los 15 años actuales a 25, manteniendo en 15 años el periodo de carencia (periodo mínimo exigido para generar derecho a pensión). Los años de cotización necesarios para cobrar el 100% de la pensión a los 67 años pasarán a ser 37 y habrá que tener al menos 63 años para poder solicitar una jubilación anticipada.

La reforma también incorpora una disposición que obliga a las empresas que hayan tenido beneficios en los dos últimos años y que quieran realizar expedientes de regulación de empleo (ERE) que afecten a trabajadores mayores de 50 años a efectuar una aportación económica equivalente al Tesoro Público para compensar el impacto que ello supone en el sistema de protección por desempleo.

Además, se permite a los trabajadores autónomos compatibilizar su pensión con un empleo, que los periodos de becas de formación computen como cotizados o que las personas discapacitadas podrán jubilarse de forma anticipada con 25 años cotizados y que los becarios computen como cotizadas su prácticas, con un tope de dos años.

En cuanto a las mujeres, el texto legislativo incorpora la extensión del reconocimiento de periodos cotizados por hijos, un número de días que se incrementará hasta el límite máximo de 5 años. Se incrementa de igual modo la protección por viudedad y orfandad. En el primer caso con la ampliación del porcentaje de la base reguladora hasta el 60%, en determinados supuestos, y en la segunda con la ampliación de la prestación hasta los 25 años, con carácter general.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones