Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

El Estado aumenta la capacidad financiera del nuevo Fondo de Garantía de Depósitos

El objetivo de la medida es garantizar que el sector financiero asuma los costes ocasionados por el saneamiento y la recapitalización del sistema financiero español

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: lunes 5 diciembre de 2011
El Gobierno en funciones ha aprobado, mediante real decreto, el aumento del máximo legalmente fijado para las aportaciones anuales que las entidades deben realizar al Fondo de Garantía de Depósitos (FGD), elevándolo del dos al tres por mil de los depósitos garantizados, para asegurar la capacidad financiera del FGD. El Ministerio de Economía y Hacienda señaló que de esta manera se completa y refuerza el recientemente creado Fondo de Garantía de Depósitos de las Entidades de Crédito, "con el fin de garantizar que sea el sector financiero el que asuma los costes ocasionados por el saneamiento y la recapitalización del sistema financiero español, minimizando el impacto sobre el contribuyente y el déficit público".

Además, la contribución real que todas las entidades deben aportar al año se fija a partir de este momento en el dos por mil de los depósitos. Hasta ahora, ese límite se situaba entre el 0,6 y el uno por mil, en función del perfil de las entidades.

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, hizo hincapié en que la reestructuración del sistema financiero en España "tendrá un coste cero para los contribuyentes", objetivo en el que descansa la modificación adoptada a través de decreto ley para reforzar la capacidad financiera del FGD.

El pasado 14 de octubre el Ejecutivo aprobó la creación de un único Fondo de Garantía de Depósitos para todas las entidades de crédito, con independencia de su naturaleza, que mantiene las funciones básicas de los fondos de garantía. Estas funciones son la cobertura de los depósitos hasta un máximo de 100.000 euros y la ejecución de las actuaciones necesarias que refuercen la solvencia y funcionamiento de una entidad en dificultades, en defensa de los intereses de los depositantes y del propio Fondo. A través de esta segunda función, el FGD puede hacer frente a las pérdidas netas potenciales que puedan acontecer en el proceso de recapitalización de una entidad a través del FROB.

El real decreto ley aprobado el 2 de diciembre también contribuye a clarificar y sistematizar el conjunto de recursos de los que se puede nutrir el FGD para el pleno cumplimiento de sus funciones, que son, básicamente, las cuotas anuales aportadas por las entidades, la aprobación de posibles derramas y el recurso al endeudamiento, señaló Economía.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones