Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

El mismo formulario servirá en Cataluña para cursar una reclamación y su denuncia

Se podrá solicitar la reparación de un daño y a la vez dar a conocer a la Administración una posible infracción

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 5 marzo de 2003

El Gobierno catalán ha extendido además la obligación de facilitar hojas de reclamación y denuncia en tres idiomas (catalán, castellano e inglés) a los establecimientos de telefonía, inmobiliarias, centros de estética y salud, así como a los instaladores a domicilio.

Según informaron fuentes oficiales, la reclamación servirá para obtener la reparación de un daño, la compensación de cantidades económicas, la rescisión de un contrato o bien la anulación de una deuda o una prestación; mientras que la denuncia, por el contrario, se usará para dar a conocer a la Administración unos hechos que puedan constituir una infracción administrativa para que se actúe en consecuencia.

Quedan eximidos de tener hojas de reclamación y denuncia los servicios públicos prestados directamente por la Administración, los centros que imparten enseñanza reglada, las actividades con normativa específica en este sentido, así como las actividades llevadas a cabo por profesionales liberales que se hayan tenido que colegiar antes de ejercerlas.

En 1991, la Generalitat aprobó otro decreto por el cual se unificaron en esta comunidad las hojas de reclamación, y que abarcaba a talleres de reparación de coches o electrodomésticos, panaderías, gasolineras, establecimientos turísticos, discotecas o bien espectáculos públicos. Esta lista se amplió en 1996 a tiendas de ropa, de alimentación e informática, entre otras.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones