Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

El número de hogares españoles en los que la mujer aporta el salario mayor se duplica en nueve años

El viejo tópico de la casa en la que el varón aporta los ingresos y la mujer los administra comienza a diluirse

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 16 enero de 2004

Concha Campos Luque, profesora de Historia Económica de la Universidad de Málaga (UMA), indica que este crecimiento se debe a múltiples factores. Entre ellos, cita la continua incorporación de un elevado volumen de mujeres al mercado laboral; su presencia creciente en la Administración, donde no existe discriminación salarial; su progresivo acceso a puestos de mayor responsabilidad a consecuencia de su superior formación; y el aumento del número de familias monoparentales, debido a un crecimiento lento pero continuo del número de divorcios.

Lo más significativo, sin embargo, es que en más de la mitad de los hogares (en concreto, 677.000) donde una mujer activa aporta el salario más importante, hay también un varón en activo que tiene sus ingresos. En esos casos, por tanto, no se trata de divorciadas con hijos menores o de jóvenes emancipadas que viven solas, sino que el sueldo aportado por la mujer es superior. En el supuesto contrario, con mujeres activas que ganan menos que sus maridos, hay 3,75 millones de hogares.

El número de casas con una pareja en la que ambos trabajan ronda los 4,4 millones, y va en aumento, tanto por la incorporación de la mujer al mercado laboral como por la creciente precarización del empleo.

La responsable del departamento de Historia Moderna y Contemporánea de la UMA, María Dolores Ramos, también apunta a factores en los que se observa esa discriminación que todavía existe para acceder a puestos de mayor responsabilidad, lo que ella denomina romper "el techo de cristal", una suerte de poder que se situaría en la cúspide de la jerarquía en una empresa de trabajo.

Remuneración desigual

Estas causas de desequilibrio se reflejan en los salarios, ya que en un mismo trabajo desarrollado por ambos sexos, la mujer puede ganar la mitad o incluso un tercio menos que el hombre. También influye el desempleo. A finales de la década de los 90, en España, el empleo masculino rondaba el 51% y el de las mujeres, sólo el 20%. Otra razón es la feminización de algunos oficios, donde se asume que el puesto debe ser ocupado por una mujer, caso de la industria textil o el comercio.

Sin embargo, hay un factor que opera en contra del crecimiento del número de casos en los que el salario de ella es superior. "La propia sociedad tecnológica está desarrollándose con tal rapidez que genera riqueza pero no crea empleo", señala Ramos. Las mujeres con elevada preparación intelectual, que tienen la posibilidad de ganar salarios altos, raramente se casan o se emparejan con varones de cualificación inferior a la suya. La suerte, la coyuntura laboral o el tipo de actividad pueden ocasionar que ellas ganen más que ellos, pero nunca será un número alto de casos.

Algunos datos ayudan a matizar esta apreciación: por ejemplo, que la renta media de una casa en la que el sustentador principal es una mujer resulta por término medio un 30% inferior a la que se da cuando los ingresos más elevados los aporta un varón.

Etiquetas:

hogares mujeres salario

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto