Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Créditos al consumo más flexibles

Los créditos al consumo más baratos rondan el 5%, aunque para beneficiarse de este interés las entidades exigen vincularse contratando numerosos productos más, como tarjetas, seguros y domiciliar la nómina y varios recibos

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 24 abril de 2007

Son muchas las familias que en la actualidad deciden irse de viaje o hacer unas reformas en su vivienda contratando un préstamo personal… El elevado ritmo de consumo de los hogares españoles, que viene creciendo a tasas del 4% en los últimos cinco años, hace que muchas personas hayan apostado por la filosofía de vivir a todo tren, en muchas ocasiones al límite de sus posibilidades. En este escenario adquiere un papel muy importante la financiación al consumo, que ha crecido a tasas superiores a los dos dígitos en los últimos tres años. Sólo en 2006, las entidades financieras concedieron préstamos por valor de 81.000 millones de euros, lo que supone un 14,7% más que en el año anterior. Ahora que el negocio hipotecario comienza a desacelerarse, son muchas las entidades que han anunciado que prestarán más atención a su negocio de préstamos al consumo. Por lo general, aunque los tipos de interés han subido, bancos y cajas están poniendo más facilidades en la concesión de este tipo de créditos personales. Prolongar los periodos de financiación o introducir plazos de carencia son algunas de las facilidades que incluyen muchos de los nuevos préstamos.

Comisiones

Otra de las condiciones que está cambiando en los préstamos al consumo está relacionada con las comisiones. La tendencia general que siguen las entidades es reducir las comisiones por estudio, apertura, cancelación parcial… Esta práctica es más habitual en las entidades que operan por Internet, cuyos gastos son mucho menores. Por ejemplo, Oficina Directa Banco Pastor no aplica comisión de apertura en su Préstamo Personal a Interés Variable. Inversis Banco sólo cobra un 0,25% de comisión de apertura y no aplica comisión por cancelación parcial. Al margen de estas ofertas rompedoras, la media del mercado suele cobrar una comisión de apertura y cancelación del 1,5%. En otros casos, sin embargo, la comisión de apertura puede alcanzar el 2% y la de cancelación anticipada el 3%, lo que resta bastante atractivo al producto. Buscar préstamos con las comisiones más bajas es, por tanto, uno de los consejos que debe tener en cuenta el cliente antes de contratar un préstamo. Cuanto más elevadas sean las tarifas, la carga financiera a la que habrá que hacer frente será mayor.

Tipos de interés

Más importante es, todavía, la dinámica que están siguiendo bancos y cajas en cuanto a tipos de interés. En los últimos meses, entidades como Caja Laboral, Uno-e o Banco Cetelem han lanzado nuevos préstamos personales con intereses del 4,95, 5,39 y del 6% TAE, respectivamente, muy similares, por tanto, a los que ofrecen las hipotecas a interés fijo. La clave de estas ofertas agresivas suele estar en varios factores. En algunos casos, como en el Crédito Ilusión de Caja Laboral, el 4,95% TAE sólo se ofrece a clientes muy vinculados con el banco. En este sentido, Juan Manuel Sinde Oyarzabal, subdirector general de Caja Laboral, asegura que su intención es ofrecer las mejores condiciones a sus mejores clientes, es decir, a los que se vinculan y son fieles a la entidad. “En general, aplicamos a este crédito al consumo la misma filosofía que a otros productos de otros segmentos: las mejores condiciones son para quienes domicilian su nómina, recibos, contratan seguros…”, añade Sinde Oyarzabal. En Openbank, también ofrecen mejores condiciones a los clientes que domicilian la nómina, a los que aplican un interés del 6,75%), frente al 7,75% que pagarán quienes no domicilien su nómina.

Otra clave, por ejemplo de Uno-e o Banco Cetelem, está en la contratación ‘on-line’. Salvador Maldonado opina que “en términos generales, a través de este canal las condiciones de los préstamos suelen ser más ventajosas”.

No obstante, al margen de estas ofertas puntuales y agresivas, el cliente debe tener cuidado. Este tipo dista bastante del tipo medio del mercado, que se sitúa entre el 7,5 y el 8,5%. Además, se promocionan ofertas con tipos cercanos al 13%, por lo que conviene analizar detenidamente este factor antes de contratar el producto.

Otra advertencia importante es la de tener cuidado con los préstamos a tipo cero. Algunas entidades, como Caja Madrid, cuentan con créditos como éste que, sin embargo, aplican elevadas comisiones de apertura, cancelación parcial o total. Por lo tanto, no hay que creerse que este tipo de préstamos son gratuitos. Al final, los gastos asociados al producto que paga el cliente están en la media del interés tipo del mercado.

Paginación dentro de este contenido


Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones