Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Los hijos, ¿cuánto desgravan?

Por cada hijo menor de 25 años que conviva con el contribuyente se aplican mínimos libres de impuestos

¿Hasta qué edad es posible incluir a un hijo en la declaración de la renta? ¿Sólo se tiene derecho a desgravar por los menores de 18 años? Y si los niños aún no han cumplido tres años, ¿es posible obtener una deducción mayor? Éstas son algunas de las preguntas que se hace el contribuyente con descendientes a su cargo en el momento de cumplimentar los datos de la declaración de la renta. Otras circunstancias personales, como tener la custodia compartida de los niños tras una separación, las pensiones alimenticias entregadas a los menores después de una sentencia de divorcio, la discapacidad de uno de los descendientes o que el hijo con quien se convive haya obtenido alguna renta procedente de su trabajo durante el año 2009 son también cuestiones que preocupan a pocos días de que concluya el plazo para “saldar cuentas” con Hacienda.

Convivencia con el contribuyente

Otro de los requisitos es que los hijos convivan con el progenitor que realiza la declaración de la renta, pero esta circunstancia en ocasiones plantea muchas dudas, sobre todo, en casos de divorcio o custodia compartida. Cuando los padres y los hijos viven juntos, pero los progenitores declaran de manera individual, cada uno de ellos tendrá derecho a aplicarse la mitad del mínimo.

En caso de custodia compartida, los mínimos por hijo se prorratean

Si los contribuyentes están divorciados, se aplicará la deducción íntegra el padre o la madre con quien convivan los descendientes. En el caso de custodia compartida, se prorratean los mínimos entre ambos progenitores. Dos contribuyentes divorciados que compartan la custodia de un hijo, seis meses cada uno, deberían aplicar un mínimo de 918 euros por descendiente. La misma cantidad al padre y a la madre. Si la custodia corresponde a uno de los ex cónyuges, le corresponderían los 1.836 euros.

La Agencia Tributaria compensa también las pensiones de manutención que uno de los padres pueda pasar a sus hijos en virtud de una sentencia de divorcio, con un incremento de su mínimo personal y familiar. Quien la recibe -el otro progenitor- también se ve beneficiado porque las pensiones por alimentos están exentas para quien las percibe y no ha de declararlas a Hacienda.

Maternidad

Las madres trabajadoras con hijos menores de tres años pueden deducirse 1.200 euros anuales por cada uno de ellos. Este beneficio también se aplica a la adopción y al acogimiento. En estos casos, no se empieza a contar desde el nacimiento, sino a partir del momento en que el acogimiento del niño o la adopción son efectivos. Si la mujer -o la pareja- adopta al menor con cinco años, tendrá derecho a la deducción hasta los ocho. Sólo en el caso de que la madre fallezca o cuando la custodia del niño la disfrute el padre, será éste el beneficiario de la deducción.

La Ley del Impuesto de la Renta sobre las Personas Físicas también establece una deducción por nacimiento o adopción con un importe único de 2.500 euros por cada hijo nacido o adoptado en territorio español. Esta deducción dejará de tener vigencia en enero de 2011.

Paginación dentro de este contenido


Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones