Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

¿Un 2009 sin “rally navideño”?

Todo parece indicar que el ejercicio actual cerrará sin la tradicional subida de valores a final de año

img_datos bolsa

Durante los últimos días de mercado del ejercicio bursátil, se produce a menudo un fenómeno denominado “rally navideño”. Debido a la confluencia de una serie de factores, como motivos fiscales y de maquillaje -muchas instituciones y fondos gestores quieren aparecer totalmente invertidos-, se registra un fuerte incremento en los volúmenes de negocio y las compras se imponen a las ventas en un ambiente de euforia. Sin embargo, aunque ya es tradicional, son mayoría los analistas para quienes el año ya está cerrado y entienden que ha habido suficiente recorrido al alza desde marzo, sin margen para subidas adicionales.

En las semanas previas al inicio de las fiestas navideñas, es tradicional hablar del denominado "rally navideño" que experimentan las Bolsas internacionales. Generan unas fuertes revalorizaciones en los valores y pueden auparse hasta en un 10%. Pero más allá de interpretaciones subjetivas, el inversor debe analizar si es un mero efecto psicológico o una oportunidad para sacar mayor rentabilidad a sus ahorros.

No se registra en todos los ejercicios bursátiles, aunque en los últimos años es un hecho generalizado que ha animado la Bolsa en los meses de noviembre y diciembre. En el ejercicio 2009, hay serias dudas de que el rally se produzca debido a que el Ibex-35 se ha revalorizado, desde mínimos, en más de un 65% desde marzo. Ese mes alcanzó 6.700 puntos y después de haber "tocado" los 12.000 puntos, muchos analistas entienden que "el año ya está cerrado y no habrá rally alcista". El recorrido desde marzo ha sido suficiente y parece que no queda margen para ascensos adicionales.

Una oportunidad de obtener rentabilidad

El "rally de Navidad" es habitual, en general, en ejercicios menos atípicos que el de este año. Supone una oportunidad de obtener rentabilidad de los ahorros invertidos, para después deshacer posiciones en los días previos a final de año o en los primeros de cotización del nuevo. La rentabilidad que puede conseguirse oscila entre el 5% y el 15%, sobre todo, en los valores que más se revalorizan, como los "blue chips" y algunos de alto componente especulativo. Pero, ¿a qué se debe el inicio de este movimiento?

Aumentan los volúmenes de negocios, pero en los primeros días del año se imponen recortes en los precios de los valores

El "rally" de finales de año se da durante los últimos cinco días de mercado y los dos primeros días del nuevo ejercicio, debido a la confluencia de una serie de factores fiscales y el interés de muchas instituciones y fondos que quieren aparecer invertidos y con los valores estrellas a fin de año, aportaciones a planes de pensiones para desgravar, etc. Diferentes estudios sobre este efecto ponen de manifiesto que desde 1950, el "rally" se ha desarrollado en más del 70% de las ocasiones y no se ha producido en ejercicios con ciertas particularidades, como durante la crisis del petróleo que atenazó a las Bolsas a comienzos de la década de los setenta.

Hay una explicación para este movimiento en la renta variable. Los inversores institucionales reajustan sus carteras de inversión de acuerdo a las expectativas que tienen para el nuevo año sobre la evolución de la economía. Como consecuencia, las últimas sesiones de un ejercicio se caracterizan por un fuerte aumento en los volúmenes de negocios y las compras se imponen a las ventas. Hay una cierta euforia entre los inversores que deciden entrar en los parqués, pero conviene tener cuidado, ya que tras esta sensación es normal que los recortes en los precios se impongan en los primeros días del nuevo año para estabilizar la cotización de los valores que hayan subido con mayor fuerza. Son movimientos muy cortos y hay que estar atentos respecto a su inicio y finalización.

¿En qué valores se produce?

Aunque repercute en la mayoría de los valores que cotizan en la renta variable española, unos son más vulnerables que otros al recoger el "rally" a final de año. En primer lugar afecta a los cinco pesos pesados del Ibex-35 (BBVA, Santander, Endesa, Iberdrola y Telefónica), para a continuación expandir sus efectos a los restantes integrantes del índice selectivo español. También, aunque en menor medida, lo recogen los valores que cotizan en el Mercado Continuo, en especial los de mayor peso específico, que en algunos casos pueden conseguir revalorizaciones por encima de la media, aunque con el riesgo de que las correcciones posteriores sean también más severas.

Algunos de los valores que hayan tenido peor comportamiento, pueden abanderar estas subidas durante el periodo navideño.

Un movimiento inconfundible

Este movimiento alcista tiene unas señas de identidad que lo convierten en inconfundible. Sus particularidades más pronunciadas, fáciles de detectar por los pequeños y medianos inversores, son:

  • Se produce en los días y semanas previos a Navidad, aunque a veces se adelanta y puede iniciarse en el mes de noviembre.
  • Las revalorizaciones son generales y afectan a todos los índices bursátiles y a gran parte de los integrantes de los mismos, aunque con diferente intensidad.
  • Permiten obtener a los inversores minoristas revalorizaciones por encima del 5%. En los años más generosos, alcanzan los dos dígitos, aunque con el riesgo de posteriores correcciones que anulen las subidas conseguidas durante el proceso alcista.
  • Su duración es corta. Oscila, en función del año, entre una o dos semanas y casi un mes completo.
  • No es una norma rígida.Si bien se cumple con cierta regularidad, puede que, por cualquier motivo, en un determinado ejercicio no se produzca esta situación.
  • Tiene un efecto psicológico sobre los inversores. Asumen esta posibilidad e inician posiciones compradoras como confirman los volúmenes de contratación de estas fechas, que suben con cierta intensidad.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones