Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

La Agencia Catalana del Agua multa a 8 empresas hidroeléctricas y advierte a 40 pueblos por consumo excesivo de agua

Las compañías se enfrentan a sanciones de entre 6.000 y 30.000 euros

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 2 septiembre de 2005
La Agencia Catalana del Agua (ACA) ha abierto expedientes sancionadores a ocho empresas hidroeléctricas y ha advertido a 40 municipios catalanes por consumo excesivo de agua. Además, la ACA está investigando a otras nueve compañías por el mismo motivo.

Las compañías consumieron más agua de la permitida y dejaron secos los ríos, vulnerando el decreto de sequía que establece que se tiene que mantener la continuidad fluvial. Estas empresas se enfrentan a sanciones de entre 6.000 y 30.000 euros.

Jaume Solá, director de la ACA, ha informado de que cuatro de las hidroeléctricas expedientadas durante los últimos dos meses son de la cuenca del Ter y las otras cuatro, del Llobregat. La ACA también ha advertido a 40 municipios catalanes porque están consumiendo más de 280 litros de agua por habitante. Según el decreto de sequía aprobado en mayo por la Generalitat cuando la situación de excepcionalidad sea del actual nivel 1 no se puede sobrepasar este consumo sin una justificación previa.

Con este decreto se pretende garantizar a cada municipio un mínimo diario de 230 litros por habitante y día cuando las reservas estén al 20%, 210 litros al 15% de capacidad, 180 al 10% y 160 al 5%, siempre por encima del consumo medio por habitante y día en Cataluña, que se sitúa en 130 litros.

Por otra parte, 52 municipios catalanes deben presentar a la ACA su plan de contingencia para hacer frente a los problemas de desabastecimiento de agua que se producirán si se alcanza la situación de emergencia por la falta de lluvias.

De forma preventiva, Solá ha pedido a todos los municipios de 20.000 habitantes que analicen los recursos alternativos existentes en su ámbito que sean susceptibles de entrar en funcionamiento en el estado de emergencia. Estos recursos pueden ser pozos abandonados o captaciones con problemas de calidad, que la Generalitat se encargaría de convertir en salubres si fuese necesario.

De momento, Solá no ha desvelado el nombre de los municipios que no han presentado el plan, aunque no ha descartado hacerlo en un futuro.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones