Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

La banca deberá provisionar su cartera de créditos y activos inmobiliarios sanos con 30.000 millones de euros más

Las entidades financieras estarán obligadas a reubicar su cartera de activos adjudicados en una sociedad gestionada de forma independiente

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 11 mayo de 2012

Esta nueva reforma financiera es la cuarta que se realiza desde que se inició la crisis, pero la segunda que aborda el actual Gobierno, después de que en febrero impusiera 54.0000 millones de euros en provisiones para los bienes inmobiliarios más problemáticos. El objetivo de la reforma es "avanzar y profundizar en el saneamiento del sector financiero español con el fin de recuperar la confianza y garantizar la solvencia en un entorno difícil para la economía española", ha explicado el Gobierno. Las nuevas medidas abordan de forma preventiva nuevas dotaciones para activos ligados al crédito promotor que aún no se consideran problemáticos.

Con la nueva normativa, las entidades bancarias tendrán que elevar la cobertura con provisiones de sus suelos al corriente de pago (que suman 25.000 millones de euros) del 7% al 52%; la de las promociones en curso (16.000 millones de euros) del 7% al 29%; la de las viviendas terminadas (61.000 millones de euros) del 7% al 14%; y la de aquellos créditos sin garantía real (18.000 millones de euros) del 7% al 52%. Los bancos deberán presentar ante el Banco de España sus planes para cumplir con las nuevas exigencias antes del 11 de junio.

Aquellas entidades que tras este saneamiento presenten déficit de recursos propios o de capital principal de acuerdo con la normativa vigente tendrán que capitalizarse en el mercado o, en su defecto, podrán solicitar al FROB, la suscripción de bonos convertibles contingentes ("cocos") o de capital para fortalecer su balance. En el caso de acudir al FROB no se trata de ningún tipo de ayuda o subvención pública. Los "cocos" pagarán al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) un tipo de interés de mercado, que será, aproximadamente, el doble del coste de la financiación del Tesoro al mismo plazo (cinco años). Las entidades que recurran al FROB deberán presentar un plan de reestructuración.

El objetivo de la medida es situar al sector financiero en disposición de hacer frente a un hipotético empeoramiento de la situación de su cartera inmobiliaria sin que se vea afectada su solvencia, ha señalado el Ejecutivo. Es decir, se anticipan provisiones para una eventual entrada en morosidad de estos créditos sanos, según las pruebas de estrés realizadas.

Sociedades de gestión activa

Además, las entidades financieras estarán obligadas a reubicar su cartera de activos adjudicados en una sociedad gestionada de forma independiente antes del 31 de diciembre de 2012 (el 31 de diciembre de 2013 para las que estén inmersas en un proceso de fusión), con el fin de delimitar de forma clara y precisa el riesgo promotor del sector financiero. El objetivo de estas sociedades es separar las activos inmobiliarios físicos problemáticos del balance de los bancos.

La misión de las sociedades de gestión activa es trasladar todos los activos de naturaleza física que tengan las entidades financieras a unas sociedades específicas en las que se gestionarán con el objetivo fundamental de venderlos, de que salgan al mercado. La separación de los activos físicos inmobiliarios del resto del negocio bancario es obligatorio para todas las entidades, ha subrayado el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos.

La finalidad que se persigue es que los balances de los bancos estén más saneados y protegidos ante el riesgo promotor, para que puedan dedicarse a su actividad principal, que es la financiera, y volver a conceder créditos a familias y empresas.

Valoración independiente de activos de la banca

Por otro lado, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha anunciado que encargará a dos expertos independientes la valoración de toda la cartera de activos de la banca española. De Guindos apuntó que no debería existir "conflicto de intereses" entre estos valoradores, como, por ejemplo, que parte del negocio dependa de clientes en España.

"Serán instituciones con el máximo prestigio y sin conflicto de interés", garantizó el ministro de Economía, quien agregó que no necesariamente deberán ser sociedades especializadas en carteras de préstamo promotor. "Hay consultoras, bancos de inversión y gestoras de patrimonio", señaló.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones