Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Ocho de cada diez españoles creen que los precios han subido con el euro

El Gobierno afirma que los ciudadanos no calculan el valor real con la nueva moneda

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 27 marzo de 2002
Ocho de cada diez españoles están en total desacuerdo con los datos sobre evolución de los precios en España que suministra mensualmente el Instituto Nacional de Estadística (INE). Según el Barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) del pasado mes de febrero, el 82% de los españoles aseguró que los precios han subido desde el pasado 1 de enero, fecha en que se implantó el euro.

La opinión es contradictoria con los datos del INE, que indican una congelación de precios en los dos primeros meses del año, con una disminución de una décima del Índice de Precios al Consumo (IPC) de enero con respecto al de diciembre, y con un aumentó de otra décima en el IPC de febrero con respecto al de enero. La encuesta del CIS no sólo refleja el claro desacuerdo entre la calle y el INE sino que, además, la proporción de los que ponen en tela de juicio los datos oficiales sobre la evolución de precios crece de mes a mes. En enero eran el 77,2% los que mostraban su convencimiento de que los precios habían subido, en febrero la proporción de los que piensan lo mismo alcanza ya el 81,8%.

Al mismo tiempo, los encuestados que consideraban en enero que los precios no habían variado, el 20,1%, se redujeron en febrero, hasta llegar sólo al 16,4%. El que se mantiene prácticamente inalterable es el porcentaje de los españoles que piensan que los precios han bajado desde la implantación del euro. En enero eran el 0% y en febrero, el 0,2%.

Contradicción

El secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, Jorge Fernández, el miembro del Gobierno que ayer presentó los resultados del Barómetro del CIS, sólo encontró una justificación para hacer casar semejante resultado con los datos del INE: "No sabemos calcular el valor real de las cosas en euros".

El secretario de Estado considera que el hecho de que el 78% de los españoles reconozca en febrero que aún tiene dificultades para saber lo que valen las cosas en euros en comparación a cómo se manejaba con las pesetas, "puede inducir a esa creencia -la subida generalizada de precios-, cuando según el INE no han subido".

El resto de las preguntas del Barómetro del CIS de febrero dedicadas al proceso de implantación de la nueva moneda indican que los españoles están asumiendo el euro, pero que tienen ciertas dificultades de adecuación. De enero a febrero aumentó el porcentaje de los que estaban más cómodos haciendo las compras con pesetas que con euros, que pasaron del 51% al 56,3%, lo que puede justificar que en torno a un 5% de los encuestados agotase el período de doble circulación (el 28 de febrero) con pagos en la antigua moneda nacional.

La adaptación, según muestra el estudio, es lenta. El 21% de los que aseguraron en enero que saben lo que valen las cosas en euros con igual facilidad que en pesetas sólo se elevó al 21,9% en febrero. El 78%, prácticamente igual que en enero, reconoció realizar los cálculos en la nueva moneda con ciertas dificultades, que en el caso de un 25% de ellos eran muchas. Pese a los problemas, sólo el 45% lleva regularmente un convertidor para realizar las compras y, además, sólo lo utiliza con frecuencia la mitad de los que lo llevan.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones