Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Seguridad en los transportes públicos

La contratación de vigilantes y el uso de las cámaras de vídeo son los sistemas más usuales para garantizar la tranquilidad en metros, autobuses y tranvías

El transporte público es el más elegido por los usuarios para desplazarse en la ciudad. Pero el aumento de la población en las grandes urbes y el mayor uso de autobuses, metro o tranvía tiene como consecuencia directa un riesgo más elevado de incidentes. Para evitarlos y garantizar la seguridad de los ocupantes, estos servicios cuentan con cámaras, vigilantes, interfonos y otros sistemas como alarmas o mamparas.

Seguridad en autobuses urbanos

/imgs/2010/05/autobus-urbano-2.art.jpgAl igual que ocurre en las redes de metro, también el servicio de autobuses urbanos cuenta con dispositivos para preservar la seguridad de los viajeros y de los conductores de los vehículos.

  • Micrófono dentro de la cabina del conductor. Lo pueden utilizar en caso de sufrir alguna incidencia, para ponerse en contacto con la central.

  • Cámaras de vigilancia. Aunque algunos autobuses urbanos de las grandes ciudades carecen de este dispositivo de seguridad, su número es cada vez mayor. El sistema de videovigilancia (denominado VEA, Videovigilancia Embarcada en Autobuses) engloba grabación y monitorización de vídeo de alta resolución en tiempo real. Cada coche está equipado con cuatro cámaras. Los articulados tienen alguna más. De este modo, se pueden grabar todos los espacios del autobús. Esas imágenes se guardan durante una semana, como mínimo, y pueden consultarlas todas las personas que lo requieran en caso de sufrir una agresión o un robo.

    Además, si se registra alguna emergencia sanitaria, de seguridad o de cualquier otro tipo, el conductor puede pulsar un botón o un pedal que activa de modo automático una central receptora de alarmas y comienza a grabar todo lo que sucede en el autobús. En estos casos de emergencia, el operador del centro de control puede notificarlas a los servicios de orden público o de emergencias, como al SAMUR, policía, etc. Cada autobús también tiene GPS para localizarlo en cualquier momento.

Seguridad en el tranvía

Bilbao, Sevilla o Valencia, entre otras ciudades, cuentan con una red de tranvías como medio de transporte urbano. Al igual que el metro y los autobuses, disponen (o está en proyecto tenerlas) de similares medidas de seguridad.

  • Cámaras. No todos los tranvías cuentan todavía con ellas, pero dado el elevado número de incidentes que se registran, se piensa implantarlas. El objetivo consiste en evitar las agresiones, los robos o el control de las personas que acceden sin billete.

  • Conducción automatizada. Al igual que el metro, el tranvía cuenta con conducción automatizada. Circula a través de una plataforma reservada y no comparte la vía con otros vehículos, por lo que la seguridad es máxima tanto para los viajeros como para los peatones y los conductores. Tienen sistemas de protección y conducción automática contra choques, alcances o superación de la velocidad, así como medios de iluminación especiales que permiten adaptar la luz a la circulación según se desarrolle en superficie o en el interior del túnel.

  • Mamparas de seguridad. Las puertas de las mamparas, colocadas en paralelo a los raíles del tranvía, coinciden con las de los trenes. Se abren de modo simultáneo y su fin es evitar accidentes.

Paginación dentro de este contenido


RSS. Sigue informado

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones