Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Consultorio legal: en rebajas, aplicaron a una prenda un descuento distinto al marcado

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 16 marzo de 2011
Img rebajas Imagen: rbtraveller

Durante las rebajas, una usuaria entró en una tienda que tenía varios carteles con distintos descuentos. Cogió dos prendas de dos estantes diferentes. Ambos marcaban un 30% de descuento, aunque solo en la etiqueta de una de las prendas se apreciaba el precio original y el rebajado. El otro artículo marcaba el precio original, sin el descuento, y al llegar a la caja y comentarlo le aplicaron solo el 20%. Al quejarse, respondieron que el cartel que indicaba un 30% de descuento no se aplicaba a todas las prendas del estante. Quiere saber si es legal y si todas las prendas deben llevar el precio, estén o no en rebajas, para poder actuar según corresponda.

Es obligatorio indicar el precio de venta en todos los productos propuestos por los comerciantes a los consumidores. Así se expone en el Real Decreto 3423/2000, de 15 de diciembre, de indicación de los precios de los productos ofrecidos a los consumidores y usuarios. El precio debe ser inequívoco, identificable y legible, además de visible por el consumidor, sin necesidad de que éste deba solicitar esa información.

Ello quiere decir que los productos han de llevar la indicación de su precio completo de forma inequívoca, con algunas pocas excepciones, como las antigüedades, objetos de arte o los medicamentos que se regulan por su propia ley.

Los productos han de llevar la indicación de su precio completo de forma inequívoca

De acuerdo con la Ley de Ordenación del Comercio Minorista (Ley 7/1996), siempre que se ofrezcan artículos con reducción de precio, en cada uno de ellos debe figurar con claridad el precio anterior, junto con el precio reducido. No obstante, cuando sea una reducción porcentual de un conjunto de artículos, basta con el anuncio genérico de esta reducción, sin necesidad de que conste de modo individual en cada artículo ofertado. La misma Ley indica que en el caso de que se oferten artículos a precio normal y a precio reducido, unos y otros deberán estar separados, de forma que no pueda caber error entre los que son objeto de una u otra oferta. Se deben distinguir, en su caso, las rebajas, saldos, liquidaciones, promociones u obsequios.

En el caso que se plantea, no es que la empresa no separara los artículos a precio reducido de los artículos de precio normal, una práctica rechazada de manera expresa por ley. El problema radica en que varios productos -todos a precio reducido- estaban ofertados bajo un único cartel que informaba de un 30% de descuento, pero al final resultan estar sometidos a diferentes descuentos. Este tipo de prácticas deben evitarse por inducir a confusión y error al consumidor, y se debe proceder a separar los productos o etiquetarlos de manera correcta.

Habría que solicitar una hoja de reclamaciones y pedir la aplicación del descuento y una indicación clara de las reducciones de precios

La práctica que se describe podría ser fraudulenta, por lo que se sugiere solicitar una hoja de reclamaciones en el acto, o a posteriori, y requerir tanto la aplicación del descuento anunciado como una indicación de las reducciones de precios clara e inequívoca. Después, debería llevarse a los Servicios de Consumo de la correspondiente comunidad autónoma, con objeto de determinar si la práctica en cuestión supone o no una infracción susceptible de sanción. Este documento debería acompañarse de todo tipo de pruebas, como fotografías tomadas en el acto del estante en cuestión y del cartel, copia del tique y de la etiqueta de la prenda.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones