Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Educación

Aprender a leer

Cada vez más expertos coinciden en que los niños pueden aprender a leer a partir de los tres años

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 19 abril de 2006

Ayudar a los niños en casa

Según una macroencuesta presentada por el Ministerio de Cultura y la Sociedad General de Autores (SGAE) en abril de 2005, el 68,5% de la población asegura leer a menudo, mientras que la media de libros por hogar es de 125. En cuanto a la frecuencia, el 22% dice leer a diario, el 30% una vez a la semana y el 41%, al menos una vez al mes. No obstante, según el euroborómetro de 2003, España es uno de los países con menor índice de lectura de la Unión Europea, con un 40% de aficionados, sólo por encima de Grecia (36%) y Portugal (35%), y muy por debajo de países como Suecia (72%) y Finlandia (66%). Para elevar estas cifras, el Ministerio de Cultura puso en marcha el pasado año el Plan de Fomento de la Lectura 2005-2006, una iniciativa que cuenta con una inversión de 31 millones de euros, más las aportaciones de otros departamentos ministeriales e instituciones privadas, y que pretende fomentar el hábito de la lectura en nuestro país.

“El libro debe entrar a formar parte de la vida del niño desde que tiene uso de razón. Esto es buenísimo porque, al familiarizarse con el libro desde pequeño, no le da miedo, sino que le aporta riqueza, ideas, aventuras”, reflexiona Carmen Herrera, a la vez que defiende que el gusto por la lectura debe fomentarse, en primer lugar, en el propio hogar. Es muy importante que los padres dediquen cada día una parte de su tiempo libre a enseñar a leer a su hijo y que, si no disponen de tiempo para dedicarse de una manera metódica, que al menos lean mucho al niño y pongan a su alcance libros fáciles de coger por ellos (a su altura) en cualquier momento. “Se debe dedicar un tiempo diario de lectura desde que los niños tienen siete mesesSe debe dedicar un tiempo diario de lectura desde que los niños tienen siete meses por ejemplo, antes de ir a dormir. Se les puede leer un cuento en voz alta todas las noches hasta que tienen siete años y eso tiene unos resultados espectaculares, primero porque los niños llegan a hacer suya la magia del libro, que entra a formar parte de su vida, y segundo porque aprenden a no tener miedo a la lectura”, reitera Carmen Herrera.

Con la lectura en voz alta el niño logra interiorizar el texto escrito, aprender las estructuras léxicas y, a base de escuchar siempre los mismos cuentos, hacerlos suyos y saberlos de memoria. Estas premisas constituyen un proceso que se denomina de prelectura y que engloba un completo trabajo hecho por parte de los padres, a modo de trampolín para instruir a los niños en la lecto-escritura. “Da unos resultados fantásticos”, asevera la maestra. “También se pueden emplear revistas relacionadas con un tema que les interesa, con actividades, dibujos para completar? Todo lo que sea material con texto escrito es bueno para obtener unos resultados excepcionales”, considera.

Sobre la posibilidad de enseñar a los niños a leer en más de un idioma, se recomienda que sea sólo uno de los padres el que lo haga para que el niño relacione a la persona con el idioma. Es decir, si la madre le habla en otra lengua lo conveniente es que sólo ella le lea también en esa otra lengua. Si se habla al niño en un idioma y se le lee en otro, puede llegar a confundirse y mezclar las estructuras de ambas lenguas. “Aunque algunos autores no están de acuerdo con esta teoría”, advierte Herrera.

Paginación dentro de este contenido


Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones