Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Educación

La Universidad de Sevilla anula la norma que permitía a los alumnos terminar su examen a pesar de copiar

La institución académica mantiene que el artículo no daba derecho a copiar y afirma que se ha malinterpretado la propuesta

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 26 enero de 2010
normativa que permitía a los alumnos seguir con su examen, pese a ser sorprendidos mientras copiaban. Tras un Consejo de Gobierno extraordinario de la institución académica, el rector, Joaquín Luque, reafirmó de manera pública el compromiso del centro con "la recompensa al mérito y el esfuerzo y la reprobación de conductas fraudulentas". "Si cabe la menor duda sobre eso, estamos obligados a suspender la aplicación de la norma y a revisar la redacción para que no quepan esos malos entendidos", agregó.

No obstante, el Consejo de Gobierno de la Hispalense mantiene que el artículo en cuestión "no daba derecho a copiar" e insiste en que se ha malinterpretado la propuesta, que ha sido objeto de numerosas críticas. "Por más vueltas que le doy, me cuesta trabajo interpretar que la normativa da derecho a copiar", aseguró el rector. "El alumno que copia demuestra que no sabe, y por tanto no puede aprobar la asignatura, y eso pasaba antes de la norma, con la norma y ahora con la suspensión", aseguró tajante Luque, tras recordar la "absoluta normalidad" con la que se han celebrado los diversos exámenes y pruebas evaluadoras bajo el nuevo criterio desde hace más de cuatro meses.

El artículo 20 de la Normativa reguladora de la Evaluación y Calificación de las asignaturas, aprobado el pasado mes de septiembre, especificaba que "ante cualquier incidencia ocurrida durante el transcurso de un examen, los estudiantes involucrados podrán completar el examen en su totalidad, salvo en el caso de conductas que interfieran en el normal desarrollo del examen por parte de los demás estudiantes, en cuyo caso se procederá a la expulsión de los estudiantes involucrados de la dependencia donde el examen se lleva a cabo". También fijaba que los profesores encargados de la vigilancia de la prueba "podrán retener, sin destruirlo, cualquier objeto material involucrado en una incidencia y dejar al estudiante afectado constancia documental de este hecho".

Luque explicó que la decisión de anular dicho artículo normativo se ha tomado tras un intenso debate de casi cuatro horas de duración. Al final se ha vuelto a aplicar el viejo reglamento, según el cual si un estudiante es pillado mientras copia no tendrá derecho a terminar el examen, aunque la decisión quedará en manos del criterio del profesor, detalló. El rector matizó, no obstante, que la retirada de la normativa no significa que si un alumno "considera que ha sido tratado de forma injusta, no vaya a tener las garantías correspondientes para que se revise su caso de manera adecuada y comprobar si la actuación del docente ha sido o no correcta".

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones