Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Animales en peligro de extinción

Cuatro de cada diez especies desaparecen a causa del ser humano, especialmente por el tráfico ilegal, la invasión de especies o la destrucción del hábitat

La extinción de especies es algo natural dentro de la evolución de la vida en la Tierra. Sin embargo, el ser humano ha acelerado este proceso: Desde 1600 se calcula que el 40% de las especies han desaparecido por causas antropogénicas, en gran parte por el tráfico de animales, según un informe de la Coordinadora de Organizaciones de Defensa Ambiental (CODA).

Cómo contribuir a salvar las especies en peligro

Imagen: Frank Wouters

Muchos de los problemas podrían mejorar si se llevaran a la práctica por ejemplo las medidas adoptadas en la Conferencia de Naciones Unidas sobre Medio Ambiente y Desarrollo, desarrollada en Río de Janeiro en 1992.

Los consumidores pueden contribuir a evitar la desaparición de especies asumiendo varios consejosEn aquel gran encuentro, más de 150 gobiernos suscribieron el Convenio sobre Diversidad Biológica, en el que se reconoció que la pérdida de biodiversidad no sólo supone un perjuicio y una amenaza ambiental, sino que también incide negativamente en el desarrollo económico y social.

Por su parte, los consumidores también pueden contribuir a evitar la desaparición de especies, mediante la asunción de los siguientes consejos:




  • Conservar el equilibrio ecológico de la Naturaleza, respetando especialmente a los animales o plantas que puedan parecer insignificantes, puesto que su efecto en el ecosistema es más importante de lo que parece a simple vista.

  • Incidir en la importancia de la educación ecologista en la que se prime el respeto por el hábitat natural de animales y plantas.

  • No consumir alimentos o productos creados a partir de especies protegidas y denunciar a los establecimientos o particulares que los ofrecen.

  • Evitar la compra-venta ilegal de especies y denunciar a las autoridades cualquier práctica en este sentido. El Seprona insiste en que los animales o plantas exóticas deben llevar el certificado de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre (CITES), que demuestra que el ejemplar ha sido criado en cautividad con el fin de ser vendido.


Especies en peligro en España

En España, uno de los lugares con mayor biodiversidad de Europa, el 33% de los vertebrados y el 15% de las plantas corren peligro de desaparecer, según Ecologistas en Acción. En este sentido, afirma el colectivo ecologista, 23 especies de mamíferos españoles tienen algún grado de amenaza, y un centenar de aves se encuentran en peligro crítico, en peligro o son vulnerables.

Además, casi la mitad de los anfibios y reptiles de España se encuentran incluidos en alguno de los grados de amenaza de la UICN y 37 peces están amenazados, es decir, más del 80% de la ictiofauna autóctona de la Península Ibérica. No obstante, algunas de estas especies no se recogen como tales en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas, elaborado por la administración.

En cualquier caso, además del lince ibérico – el felino más amenazado del mundo- o del oso pardo, del que tampoco quedan muchos ejemplares, otras especies como el pez esturión, jarabugo, cavilat y fraile, y plantas como el zueco (una orquídea del Pirineo) y la beba canaria corren riesgo de desaparecer en los próximos años.

Paginación dentro de este contenido

  • Ir a la página anterior: « 
  • Estás en la página: [Pág. 2 de 2]

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto