Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Barrios ecológicos

Varios municipios españoles prevén construir barrios con criterios medioambientales, aunque los expertos señalan algunas carencias

Img bicing Imagen: Alex Castella

Diversos municipios españoles han anunciado la próxima construcción de “barrios ecológicos”. En ellos, sus inquilinos disfrutarán de viviendas con energías renovables y que aprovechan mejor el calor, la electricidad y el agua, más zonas verdes o sistemas de recogida automática de residuos. Desde Ecologistas en Acción y WWF España afirman que aplicar criterios medioambientales en la construcción de viviendas y barrios siempre es una buena noticia. Sin embargo, matizan que no todo es tan ecológico como se dice en los proyectos propuestos, mientras señalan ejemplos de auténticos barrios ecológicos, como los de la ciudad alemana de Friburgo.

Modelos en Europa

La ciudad alemana de Friburgo es, según los expertos de Ecologistas en Acción y WWF España, un modelo paradigmático de cómo deberían plantearse auténticos ecobarrios. Evangelina Nucete, de WWF España, recuerda por ejemplo que en Vauban, uno de los distritos de esta ciudad, “los niños pueden jugar con seguridad en las calles; el 40% de los residentes no tiene coche y los que lo tienen lo aparcan en una zona comunal situada en un extremo del distrito. Además, se ha desarrollado un óptimo sistema de transporte público que facilita la movilidad de sus residentes.”

/imgs/2009/03/contenedores01.jpgPaco Segura, de Ecologistas en Acción, destaca que estos barrios ecológicos de Friburgo “se diseñaron para que no fuese necesario el uso del coche, por lo que algunos entran dentro de la categoría de ‘barrios sin coches’, con los lugares de trabajo en el propio barrio o cerca para ir dando un paseo en bici o tranvía, etc.”

Asimismo, los responsables de este municipio se han propuesto para 2010 reducir las emisiones de dióxido de carbono (CO2) en un 20%, para lo que utilizarán tecnologías basadas en energías renovables y en la eficiencia energética. Los ciudadanos cuentan también con un sistema de recogida selectiva de residuos, y se ha generalizado la producción descentralizada de electricidad, de manera que son las propias viviendas y los edificios públicos los que generan su propia energía. La apuesta por el medio ambiente se realiza incluso en el trabajo de sus habitantes, que se han centrado en el turismo y en empresas relacionadas con el sector “verde”.

En Friburgo, los niños pueden jugar con seguridad en las calles y los edificios generan su propia energíaAdemás de Frigurgo, otras ciudades europeas también destacan por contar desde hace años con emblemáticos barrios ecológicos. Es el caso de “BedZED” (acrónimo en inglés de Beddington Zed Energy Development), una zona residencial de 92 viviendas inaugurada en Londres en el año 2000. El proyecto presenta iniciativas tan curiosas como la reconversión de una antigua planta de tratamiento de basuras en una vivienda sostenible, el consumo cero de energías fósiles o la incorporación de estrategias bioclimáticas, el empleo de materiales reciclados, así como un uso responsable del agua.

En Finlandia, el barrio ecológico de Viikki, ubicado a siete kilómetros de Helsinki, fue terminado en 2004 para ofrecer un lugar más acogedor donde vivir a 1.700 personas. Su construcción fue llevada a cabo entre el Ministerio de Medio Ambiente, la asociación de arquitectos y la agencia nacional para la tecnología de este país. Las viviendas reúnen todo tipo de sistemas activos y pasivos de bioconstrucción y los espacios verdes, además de ofrecer una estancia agradable a sus habitantes, permiten aprovechar el agua de lluvia.

Por su parte, diversas ciudades francesas también cuentan con varios ejemplos de ecobarrios: en Doaui, “Le ZAC du Raquet” se creó en 2006 para albergar a 12.000 habitantes; en Merville, “Les jardins de Flanders” albergará 350 viviendas con criterios ecológicos; en Courcelles se desarrolla el proyecto “Le Domaine de la Marlière” para unas 1.230 viviendas; en Estrasburgo, sus responsables institucionales anunciaban recientemente la construcción de varios barrios ecológicos, etc.

Paginación dentro de este contenido


Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones