Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

El cambio climático amenaza con asentarse de un modo brusco, según un estudio

Las oscilaciones del clima serían muy parecidas a las registradas a finales de la Era Paleozoica

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 5 enero de 2007

Las conclusiones del estudio, dirigido por la científica de la Universidad de California Isabel Montáñez, fueron obtenidas a partir de muestras de más de 40 millones de años de composiciones isotópicas estables de minerales procedentes de viejos terrenos y de antiguas plantas y crustáceos braquiópodos, es decir, de los restos de CO2 atmosférico conservados en las rocas, el carbón y los fósiles de plantas.

Montañés precisó que "hay muchos aspectos paralelos" entre la situación actual y la que se vivió a finales del Paleozoico. Uno de los principales hace referencia a que el factor dominante del cambio climático es el nivel de dióxido de carbono en la atmósfera.

Gases de efecto invernadero

La investigación se centró en la situación climática, vegetal y terrestre a finales de la Era Paleozoica y en el último periodo en el que los enormes glaciares cubrían la superficie terrestre. Los análisis efectuados confirman que los llamados gases de efecto invernadero provocaron un brusco y violento cambio climático que, estima el estudio, podría repetirse en un futuro con unas características muy similares.

Los análisis sostienen que el aumento de emisiones de dióxido de carbono provocará, como en el Paleozoico, cambios violentos

Los científicos que participaron en la investigación se sirvieron de modelos estadísticos con sistemas informáticos para trazar paralelismos entre el pasado y el presente. Los resultados obtenidos confirmaron que, a finales del Paleozoico, los niveles de dióxido de carbono atmosférico presentaban unas alteraciones muy pronunciadas; es decir, se comprobó que las placas de hielo retrocedían cuando aumentaba la presencia de CO2 y se expandían cuando se reducían los gases de efecto invernadero.

Las conclusiones del informe, según Montáñez, "no pueden aplicarse directamente a la situación actual de calentamiento porque el aumento de CO2 en la actualidad se produce a un ritmo mucho mayor que entonces". Los nuevos datos demuestran que durante millones de años los niveles de dióxido de carbono oscilaron entre las 250 partes por millón hasta las actuales 2.000. De esto se deduce que la Tierra podría sufrir un repentino y violento cambio climático.

Posible "revolución" atmosférica

"Hemos observado un modelo de incremento de CO2 y de las temperaturas con una serie de altibajos", subrayó la científica, un fenómeno muy parecido al que tuvo lugar hace más de 200 millones de años. Hasta ahora, los científicos sostenían la teoría de que el calentamiento global provocaba un deshielo sostenido de forma progresiva y sin alteraciones. Pero estos datos demuestran que, hace 260 millones de años, el clima presentaba violentas oscilaciones entre frío y calor, aun cuando -como en estos momentos- la temperatura marcaba una clara tendencia alcista.

Isabel Montañez asegura que el cambio climático "no será gradual", aunque descarta poner fecha a una posible "revolución" atmosférica. "Aunque nuestros datos cubren muchos millones de años, fenómenos como los registrados al final de la Era Paleozoica podrían ocurrir durante un lapso de tiempo mucho más corto".

Presagios para 2007

Expertos climáticos británicos creen que 2007 será el año más caluroso que se haya registrado. Según la Oficina Meteorológica Británica (Met) y la Universidad de East Anglia en Reino Unido, el fenómeno climático conocido como El Niño puede llevar a que las temperaturas se eleven por un período extenso de tiempo, provocando un incremento en las temperaturas globales. Los expertos señalan que existe un 60% de posibilidades de que la temperatura de la superficie del planeta supere el récord actual, registrado en 1998. "Esta nueva información representa otra advertencia", recalcó Katie Hopkins, investigadora de Met.

Desde 1994 se han registrado los 10 años más cálidos de los últimos 150; los únicos que se han medido.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto