Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

La capa de ozono antártica no alcanzará hasta 2075 los niveles de los años ochenta

Durante las próximas décadas, se formarán agujeros de ozono de intensidad similar a la de los últimos años

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 16 septiembre de 2009
capa de ozono no alcanzará hasta 2050 los niveles anteriores a los años ochenta. No obstante, en el área antártica, no se llegará a estos mismos valores hasta el periodo 2060-2075. Es una recuperación "progresiva pero lenta". Así lo constata la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) con motivo del Día Internacional para la preservación de la capa de ozono. Esta jornada se celebra hoy con el lema "Participación universal: la protección del ozono unifica al mundo".

La celebración conmemora la firma en 1987 del Protocolo de Montreal, que tenía como objetivo eliminar las sustancias destructoras de ozono, sobre todo las conocidas como CFCs y Halones, así como incluir nuevos compuestos causantes de esa destrucción. Si bien ese protocolo ha cumplido sus objetivos, el largo tiempo de permanencia de esos compuestos en la atmósfera hará que sus efectos perduren y que la recuperación de los niveles de ozono sea lenta, explica la Aemet. Se prevé que durante los próximos 20 años continúe la formación de agujeros de ozono de intensidad similar a la ya conocida.

El agujero de ozono correspondiente al año 2008 alcanzó su máxima extensión el 12 de septiembre, con una superficie de 27 millones de kilómetros cuadrados (algo mayor que la extensión de América del Norte). Esta dimensión es mayor que la del año precedente, pero menor que la de 2006, cuando se produjo la mayor extensión del agujero de ozono hasta la fecha, con 29 millones de kilómetros cuadrados.

Respecto al agujero de ozono antártico de 2009, los primeros datos muestran que la destrucción ha comenzado antes de lo habitual, debido a una disposición de la masa de aire antártica menos concéntrica que otros años, pero más elongada, lo que hace que esté más expuesta a los primeros rayos solares. A la espera de que la llegada del sol a la Antártida después del invierno austral acelere la destrucción de ozono, todavía es pronto para hacer una previsión de la evolución del agujero, aunque la extensión permanece muy similar a la de 2008.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto