Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Un estudio revela que el estilo de vida influye en el nivel de contaminación de los europeos

La frecuencia con la que se pasa por determinadas zonas afecta al nivel de exposición de cada uno

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 16 noviembre de 2005
La cantidad de contaminación a la que estamos expuestos puede ser, en contra de lo que se creía, muy diferente al nivel propio de polución de la ciudad en que vivimos. Así, podríamos habitar en la localidad menos contaminada del mundo y sufrir, sin embargo, unos elevadísimos niveles de exposición a determinados agentes contaminantes. O, al contrario, ser vecinos de la ciudad más contaminada y permanecer casi intactos y a salvo de la polución.

Bruselas, Bucarest, Dublín, Lisboa, Ljubljana y Madrid fueron las urbes analizadas en el proyecto People (Population Exposure to Air Pollutants in Europe). Todas ellas participaron de forma voluntaria y en cada una se midieron los niveles de exposición de cerca de 200 personas, con ritmos de vida, profesiones y hábitos muy variados, durante 12 horas seguidas de un día especialmente elegido.

Además del hecho de que los niveles medios de exposición a contaminantes de los ciudadanos son mayores que los niveles del lugar en el que viven, el estudio concluye que la frecuencia con la que se pasa por determinadas zonas "calientes", además de los niveles de polución de ambientes cerrados como oficinas, restaurantes, bares, escuelas o la propia casa, afectan al nivel de exposición de cada uno de nosotros.

Entre los agentes más peligrosos está el benzeno, agente carcinógeno cuyos límites están regulados por la UE desde el año 2000. Los niveles de exposición a esta sustancia encontrados en el estudio oscilan entre los 2,9 microgramos por metro cúbico de Dublín a los 12,9 microgramos de Bucarest. Madrid, junto con Bruselas, se sitúa en 5,1.

Impuesto empresarial

Con el objetivo de combatir la contaminación y los residuos, las empresas se verán afectadas por el nuevo catálogo de impuestos ecológicos que ultima el Gobierno. La fiscalidad verde recogerá un nuevo tributo sobre las compañías que generen residuos y vertidos contaminantes e introducirá en España un tipo de impuesto que ya ha sido puesto en marcha en el norte de Europa para concienciar a la industria de la necesidad de controlar sus efectos dañinos sobre el medio ambiente.

El Gobierno no niega que detrás de estos impuestos verdes se encuentra también una finalidad recaudatoria que pretende generar una nueva fuente de ingresos con los que satisfacer inversiones en infraestructuras y en el cuidado ecológico. La norma marco que regula la creación de estos tributos se denominará Ley de Fiscalidad Medioambiental.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones