Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Dos investigaciones identifican nuevos factores genéticos relacionados con la calvicie

Las variantes detectadas, presentes en el 14% de la población, podrían multiplicar por siete el riesgo de sufrir caída del cabello

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: lunes 13 octubre de 2008
Nuevos factores genéticos vinculados a la forma de calvicie más común, la androgénica, han sido identificados por científicos de la Universidad de Bonn (Alemania) y del King´s College de Londres (Reino Unido). Estos nuevos descubrimientos, desarrollados en dos investigaciones independientes, abren el camino para encontrar una posible solución a este problema.

La edición digital de la revista "Nature Genetics" señala que las nuevas variantes genéticas detectadas están presentes en el 14% de la población y podrían multiplicar por siete el riesgo de sufrir caída del cabello. Los autores consideran su experimento "un gran avance", aunque reconocen que la solución a la calvicie no es inminente. "Hemos identificado la causa. Encontrar un tratamiento eficaz necesitará más investigación, pero sin duda hemos dado el primer paso para lograrlo", explicó Brent Richards, uno de los participantes en el estudio.

Al poder predecir quién puede perder su cabellera se podrá también poner en marcha tratamientos que son más eficaces si se aplican antes de que se produzca una pérdida masiva de cabello. Una de las terapias más efectivas sería la génica para corregir los genes defectuosos.

Afecta al 40% de los adultos

La alopecia androgénica es el tipo más común de calvicie. Afecta al 40% de la población adulta, tanto varones como mujeres que comprueban cómo en la cuarta década de vida los cabellos que pierden salen cada vez más finos y débiles hasta convertirse casi en vello o no nacer. Es fácil de reconocer, ya que el cuero cabelludo empieza a clarearse en la coronilla o en las entradas del cráneo hasta dejar zonas completamente despobladas en el caso de los hombres. En las mujeres la alopecia solamente aparece en la parte delantera y no llega a dejar zonas totalmente despobladas.

No es la primera vez que se identifica una susceptibilidad genética a la alopecia. Se conocía el papel del gen del receptor de andrógenos, la hormona masculina por excelencia, aunque se sospechaba que debía haber más genes involucrados. Las nuevas variantes genéticas se encuentran en el cromosoma 20, próxima a dos genes (PAX1 y FOXA2). Para identificarla, el grupo británico contó con 1.125 varones caucásicos que sufrían calvicie androgénica. Después confirmaron sus hallazgos en otro grupo numeroso de 1.650 hombres. En este segundo grupo comprobaron que uno de cada siete hombres que es portador de ambas variantes posee hasta siete veces más riesgo de padecer calvicie.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones