Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Expertos nacionales e internacionales reclaman la puesta en marcha en España de un Plan Nacional contra la Tuberculosis

Elaboran un decálogo que incluirá los elementos básicos para la prevención y control de la enfermedad

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 5 agosto de 2005
Diferentes expertos nacionales e internacionales y responsables sanitarios reunidos en Miraflores de la Sierra (Madrid) en un curso de verano sobre la tuberculosis coincidieron ayer en la necesidad de poner en marcha en España un "Plan Nacional contra la Tuberculosis", según informó el doctor Julio Ancochea, director del curso.

En España se diagnostican cada año un millar de nuevos casos de tuberculosis, una incidencia que llega incluso a cuadruplicar las tasas de países del entorno europeo. Para este especialista, miembro del comité científico de la Fundación de Investigación Biomédica del Hospital Universitario de La Princesa y jefe del Servicio de Neumología del mismo centro, la necesidad del plan nacional se justifica porque esta enfermedad no conoce fronteras.

Además, Ancochea ha explicado que las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) discurren también en la misma dirección. Uno de los puntos que preocupan a Ancochea es que en la actualidad, debido a que las competencias de salud pública están transferidas a las comunidades autónomas, mientras que unas han desarrollado programas regionales contra la enfermedad, en otras prácticamente no existen, lo que dificulta el abordaje adecuado de esta patología.

Decálogo para la prevención

El director del curso explicó que la propuesta de poner en marcha el citado plan será parte de un decálogo para la prevención y control de la enfermedad sobre el que están trabajando los expertos reunidos en Miraflores. Este decálogo será incluido en un documento de consenso que se presentará al final del curso bajo la denominación de "La declaración de Miraflores de la Sierra" contra la tuberculosis.

El decálogo perseguirá poner de relieve que la tuberculosis sigue constituyendo en España un problema de salud pública de primer orden. Los datos en ese sentido son claros: cada año se registran 1.000 nuevos casos, lo que se traduce en una incidencia de 20 nuevos casos por cada 100.000 habitantes, una tasa de dos a cuatro veces superior a la de los países del entorno europeo.

A juicio de Ancochea, en los años 70 y 80 es posible que se bajase la guardia en la prevención de esta enfermedad. Posteriormente en los 90, la incidencia del sida resurgió la tuberculosis asociada a este mal. En el nuevo milenio, se consiguió ir controlando el sida con los fármacos antirretrovirales, pero entonces surgió una nueva tuberculosis, asociada en este caso al fenómeno de la inmigración.

Mientras la población inmigrante sólo registraba el 5% de los casos de tuberculosis hace diez años, datos recientes de registros consolidados como los de Madrid o Barcelona revelan que el 35% de los casos se dan entre inmigrantes.

El decálogo recogerá también la necesidad de implementar la estrategia que recomienda la OMS, la denominada del "Tratamiento Directamente Observado", para garantizar el cumplimiento del tratamiento, sobre todo en aquellos colectivos donde existen mayores dificultades, como inmigrantes, adictos a drogas, o personas sin hogar.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones