Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

La atención a los diabéticos registra importantes diferencias en las distintas comunidades autónomas

La media de pacientes diabéticos por centro de atención primaria a quienes se les dispensa material para la diabetes es de 223

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 12 enero de 2011

diabetes es de 223, aunque en un 42,8% de los centros de salud se desconoce el número de pacientes registrados.

El 58,6% de los centros de atención primaria dispensa material para la diabetes mediante cita con los enfermeros, frente 41,4% que realiza la dispensación en las salas de enfermería en un horario determinado. Navarra, Baleares y Cataluña son las autonomías que más tiempo al día dedican a esta dispensación, con 7 horas, 6,67 horas y 6,01 horas, respectivamente, mientras que Extremadura, La Rioja o Murcia apenas llegan a las tres horas: 2,50 horas, 2,56 horas y 3,25 horas, respectivamente. “Una horquilla de tiempo muy difícil de compatibilizar con los horarios laborales”, señalan en el informe.

Cada diabético suele administrarse insulina 2,2 veces al día, lo que supone una media de 66 pinchazos mensuales de insulina. Sin embargo, tan solo Canarias (con 78,97 agujas dispensadas al mes), Murcia (72,88) y Valencia (72,87) llegan a cubrir las 66 agujas necesarias. El resto de las autonomías se quedan cortas en la dispensación, lo que obliga a las personas con diabetes a reutilizar las que tienen, “con los problemas de salud que esto conlleva”. Las comunidades que menos agujas dispensan son Cantabria (17,56), Cataluña (20,87), País Vasco (29,64) y Navarra (47,41).

La FEDE advierte de que la reutilización de las agujas supone “un riesgo para la salud de cualquier paciente que incurra en este tipo de prácticas”. Una vez se utiliza una jeringuilla o una aguja, aparte de perder la esterilidad, sus puntas pueden deteriorarse después de la inyección. La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Federación Internacional de Diabetes (FID) desaconsejan la reutilización y defienden una política de suministro de jeringas y agujas autodestruibles, recuerda la Federación de Diabéticos.

En la presentación del estudio, el presidente de FEDE, Ángel Cabrera, señaló que “hay un problema de desidia” por parte de las comunidades y alerta de que “genera ciudadanos de primera y segunda según el lugar de residencia, pese a que todos pagamos los mismos impuestos”. Por su parte, el presidente de la Asociación Española de Derecho Sanitario, Ricardo de Lorenzo, señaló que las comunidades incumplen la responsabilidad patrimonial que tienen en este ámbito, ya que según la Cartera Básica de Servicios del Sistema Nacional de Salud están obligadas a garantizar un suministro adecuado de los dispositivos para afrontar la enfermedad.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones